Recreativo de Huelva

La experiencia es un grado en el Recreativo de Huelva

  • El Decano apuesta por jugadores veteranos, sobre todo en la parcela defensiva con Nauzet (34 años), Iván (31), Morcillo (33), Borja García (29), Nano (34) y Óscar Ramírez (35)

Morcillo, uno de los jugadores que aporta experiencia y veteranía a la zaga. Morcillo, uno de los jugadores que aporta experiencia y veteranía a la zaga.

Morcillo, uno de los jugadores que aporta experiencia y veteranía a la zaga. / Canterla

El Recreativo de Huelva ya tiene su plantilla bastante avanzada y sólo le quedan algunos retoques para cerrarla, aunque básicamente serán jugadores sub 23. La idea del club es tener duplicados todos los puestos y por ahora cuenta con 20 futbolistas.

El Decano ha completado ya las 16 fichas sénior disponibles y una característica destaca sobre el resto: la experiencia en esta categoría e incluso en superiores, y la veteranía de muchos de sus jugadores, sobre todo en la línea defensiva. Y es que Alberto Monteagudo y Juan Antonio Zamora han apostado por jugadores contrastados para volver a meter al Recreativo en las eliminatorias por el ascenso de categoría. Y evidentemente los veteranos son una puesta más segura que los jóvenes, al menos en teoría.

El titular en la portería será el canario Nauzet Pérez, de 34 años (nació el 1 de marzo de 1985); el lateral derecho parece reservado para el más mayor del plantel, el recién llegado Óscar Ramírez (35 años, nacido el 1 de marzo del 84, justo un año después de Nauzet); en el centro de la defensa pugnarán por un puesto Jorge Morcillo, de 33 años (11 de marzo del 86), Borja García de 29 (7 de enero del 90) y Diego Jiménez de 27 (11 de agosto del 91), a la espera de la recuperación de Iván González, de 31 años (15 de febrero del 88). Para el lateral izquierdo el técnico cuenta con Nano, de 34 años (27 de octubre del 84). La media de edad de estos siete jugadores es de 31,8 años.

Óscar Ramírez es el jugador de más edad de la plantilla con 35 años; Gerard Vergé, el más joven con 21

Para el doble pivote la apuesta es de dos jugadores en plena madurez a los que todavía le quedan varios años de fútbol, Quique Rivero, de 27 años (16 de abril del 92), y Sergio Jiménez, de 26 (21 de febrero del 93).

En la zona de ataque la experiencia la ponen Carlos Martínez, de 30 años (12 de febrero del 89), Carlos Fernández, de 28 (7 de febrero del 91) y Rubén Cruz, de 33 (13 de octubre del 85).

Aparte de ellos, las 16 fichas sénior se completan con Álex Lázaro, de 23 años (10 de febrero del 96), Víctor Barroso, de 22 (2 de diciembre del 96), Alfonso Fernández, de 24 (25 de noviembre del 94) y Alberto Quiles, de 24 (27 de abril del 95).

Las fichas sub 23 las ocupan, por ahora, Gustavo Quezada, de 22 años (6 de abril del 97), Miguel Ángel Cera, de 22 (17 de abril del 97), José Manuel Irizo, de 21 (29 de enero del 98), y el más joven del grupo, Gerard Vergé, también de 21 (17 de febrero del 98). A ellos podría unirse el extremo riotinteño José Carlos (32 años), que el viernes se entrenó con el equipo y estará unos días a prueba pra convencer al club.

Destacar que todos los que han llegado este verano a la plantilla lo han hecho con la carta de libertad, y el club no ha tenido que pagar traspaso por ninguno de ellos.

En teoría, una buena mezcla de veteranía y juventud que está llamada a volver a luchar por una plaza entre los cuatro primeros de la clasificación y darle muchas alegrías al Decano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios