El jefe de la Policía Local de Punta pide justicia El valor de una vida que pide justicia

  • El subinspector Antonio Garrido llega a la Audiencia con paso firme

  • La noche anterior mostró sus sentimientos en sus redes sociales

El subinspector jefe de la Policía Local de Punta Umbría, Antonio Garrido, a su llegada a la Audiencia Provincial. El subinspector jefe de la Policía Local de Punta Umbría, Antonio Garrido, a su llegada a la Audiencia Provincial.

El subinspector jefe de la Policía Local de Punta Umbría, Antonio Garrido, a su llegada a la Audiencia Provincial. / Alberto Domínguez

Salvó su vida. Y ayer llegó sereno –aunque la procesión siempre va por dentro– a la Audiencia Provincial. El subinspector jefe de la Policía Local de Punta Umbría, Antonio Garrido, apareció en los aledaños del espacio judicial acompañado de varios compañeros en torno a las 10:00. Sin hacer declaraciones pero con un gesto seguro, subió los peldaños que nadie quiere pisar en cualquier circunstancia, y menos cuando uno ha recibido cinco puñaladas que casi le impiden contarlo. El paso del subinspector fue firme tanto a la entrada como a la salida, donde tampoco hizo declaraciones, aunque ya puso sus sentimientos a través de las redes sociales la noche del jueves, día que le dieron el alta hospitalaria. Antonio Garrido señaló a través de su perfil en Facebook que lo único que desea es que a su agresor “se le aplique la justicia”.

En el mensaje difundido recordó que “tras el cobarde, traicionero y vil intento de matarme en medio de mi playa a las dos de la tarde, a cara descubierta y con ensañamiento, por una intervención y denuncia administrativa contra la venta ambulante no autorizada y debido a las tantas y tantas muestras de apoyo de tantísima gente y de tantos lugares diferentes, me gustaría decir que ya estoy en casa con el alta hospitalaria y a la espera de las diferentes revisiones y curas de los cinco navajazos que le dio tiempo a dar en tan poco tiempo”.

El agente quiso “agradecer a todos y cuantos han mandado mensajes de preocupación y ánimo y que no he podido contestar personalmente por razones obvias. A mi familia, a mis compañeros de mi Policía y de otras policías de toda España, Corporación municipal y su grupo de gobierno y vecinos de mi pueblo”, quiso darles las “gracias” y adelantó que “en breve estaré a vuestro servicio”. Por último quiso finalizar recordando que “a mi también se me ha puesto la carne de gallina cuando he visto el vídeo a cámara lenta. Tengo dos días de cumpleaños”.

Reacciones de los familiares detenidos, tras su llegada al juzgado. Reacciones de los familiares detenidos, tras su llegada al juzgado.

Reacciones de los familiares detenidos, tras su llegada al juzgado. / Alberto Domínguez

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios