Contenido patrocinado

Ferdoñana o la agricultura sostenible

  • En el proyecto, puesto en marcha hace un año, participan unos 100 agricultores.

Sistema de riego utilizado en la finca de Taray SAT. Sistema de riego utilizado en la finca de Taray SAT.

Sistema de riego utilizado en la finca de Taray SAT.

LA sostenibilidad es un campo muy amplio que abarca diferentes sectores y es una preocupación entre la población, que ve peligrar el futuro del planeta.

La agricultura juega un papel muy importante, ya que el agua es un recurso limitado del que hay que hacer buen huso. En este sentido, hace un año nacía Ferdoñana, un proyecto importante que está dando sus primeros resultados en cuanto a sostenibilidad. Por eso, será uno de los ejemplos que se abordarán en el Congreso de Frutos Rojos a la hora de analizar la apuesta del sector por la sostenibilidad.

Ferdoñana es una iniciativa SAI Platform (Sustainable Agriculture Initiative), un proyecto colaborativo a varios años cuyo fin es lograr un consumo sostenible de agua gracias a un riego más eficiente aplicado en la máxima superficie posible de fincas de frutos rojos del entorno de Doñana. Pretende tambiénmejorar, en algunos casos, las prácticas actuales hacia un uso optimizado del agua.

Ferdoñana aporta una contribución significativa hacia la sostenibilidad de los volúmenes de agua extraídos para el cultivo de los frutos rojos, y busca desde su puesta en marcha de los siguientes resultados: un aumento de la disponibilidad de agua en la zona y de la rentabilidad de las fincas y de la competitividad de la economía local.

Una reducción del riesgo relacionado con la situación del agua en Doñana y de la contaminación proveniente de la lixiviación de fertilizantes y, por último, una mayor sensibilización de los consumidores sobre los esfuerzos realizados por los agricultores para lograr un uso eficiente del agua.

Los promotores

Las empresas de alimentos y los minoristas son los mayores compradores de materias primas agrícolas. Para asegurar un suministro constante, creciente y seguro de dichas materias primas agrícolas deben ser cultivadas de manera sostenible. En 2002, Nestlé, Unilever y Danone crearon la Plataforma de la Iniciativa por una Agricultura Sostenible, una organización sin ánimo de lucro para facilitar el intercambio, a nivel precompetitivo, de conocimientos y mejores prácticas para apoyar el desarrollo e implementación de prácticas agrícolas sostenibles.

Agricultura sostenible como futuro Agricultura sostenible como futuro

Agricultura sostenible como futuro

La Plataforma SAI cuenta hoy con más de 100 miembros, que comparten activamente el mismo punto de vista sobre la agricultura sostenible como “la producción eficiente de productos agrícolas seguros y de alta calidad, de manera que se proteja y mejore el medio ambiente, las condiciones sociales y económicas de los agricultores, sus empleados y las comunidades locales, y salvaguarda la salud y el bienestar de todas las especies cultivadas”.