HUELVA INFORMACIÓN En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

La noticia del domingo, la que realmente tiene importancia, fue la Nueva Ruta de la Seda que propone y va a comenzar a desarrollar China (creemos que ya lleva años sentando las bases), un gran plan estratégico que algunos ven con malos ojos. Lo demás no tiene importancia, se veía venir. Las elecciones de Andalucía fueron una noticia más. Si Andalucía es una gota de agua en un océano inmenso, cómo es que le damos tanta importancia a algo que ocurrió y que estaba cantado que iba a suceder.

Ayer, desayunando con Manuel Aparisio en Aznalcóllar, me comentó: "Si vuelvo a ver a estudiantes desaliñados y sin educación recorriendo las calles y gritando contra el fascismo mi voto en las generales lo tendrá Vox". Y me temo que mi buen amigo Manuel votará a Vox en las generales. Y lo hará porque en este país inculto y sin educación no se establecen bien los pesos de la balanza. Se habla de la inconstitucionalidad de Vox y las elecciones andaluzas fueron constitucionales. Que Vox proponga la supresión de las autonomías es algo que no figura en la Constitución, como tampoco figura la supresión del Senado, que defiende Ciudadanos, ni el estado federal que propugna el PSOE, ni la república que defiende Podemos, y mucho menos la actitud de los partidos independentistas catalanes y vascos.

Pero eso son propuestas. Si alguna se lleva a cabo se tendrá que reformar la Constitución y punto, pero a posteriori, nunca a priori. Hoy celebramos los 40 años de la Constitución, una Constitución que no es perfecta, pero es la mejor que tenemos, la que fabricamos todos día a día. No podemos permitir que la extrema izquierda (sí, porque Podemos es la extrema izquierda y todos los extremos son negativos) intente destruirla. Hoy verán, en los actos de celebración, las payasadas de un payaso llamado Pablo Iglesias. Porque Iglesias es un payaso y es el único dictador en activo en España.

Susana Díaz si quiere regenerar el PSOE lo primero que debe hacer es oponerse a la política de Pedro Sánchez de acercamiento al independentismo. El camino que debe seguir Díaz es el camino de la constitucionalidad y del sentido común. Y debe saber que los 400.000 votos que perdió en las elecciones andaluzas fueron del sanchismo. Porque las elecciones de Andalucía no las perdió Susana Díaz, las perdió Pedro Sánchez por su incultura, su falta de educación, su prepotencia y su ignorancia. El PSOE con Pedro Sánchez desaparecerá. El camino de Susana Díaz es la humildad y la ciudadanía.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios