Huelva

Un tercio del funcionariado judicial de Huelva se incorporará la semana que viene

  • La propuesta de la Junta se negocia el lunes con los sindicatos y puede entrar en vigor el martes

  • La plantilla no estaría completa hasta el 22 de junio, en turnos de mañana y tarde

Funcionarios del Juzgado de lo Penal 4 de Huelva, trabajando en la oficina judicial el pasado año. Funcionarios del Juzgado de lo Penal 4 de Huelva, trabajando en la oficina judicial el pasado año.

Funcionarios del Juzgado de lo Penal 4 de Huelva, trabajando en la oficina judicial el pasado año. / Alberto Domínguez (Huelva)

La Consejería de Justicia de la Junta de Andalucía ha elaborado un borrador en el que se planifica la reincorporación escalonada de los funcionarios judiciales (auxilios, tramitadores y gestores procesales), de los letrados de la Administración de Justicia y de los forenses, un documento que mañana expondrá al Ministerio de Justicia en su cónclave semanal y que el lunes llevará a la mesa sectorial con los sindicatos.

Teniendo en cuenta que, salvo detalles y algunas excepciones, las fuerzas sindicales parecen estar de acuerdo con los términos propuestos, el próximo martes podría entrar en funcionamiento el plan autonómico, que prevé que en la primera fase regrese al tajo el 33% de la plantilla de cada órgano judicial, si bien el plantel de estos trabajadores públicos (unos 550 en Huelva) no estaría disponible al cien por cien hasta el 22 de junio: el 70% del funcionariado en turno de mañana y el 30% restante, por las tardes.

Según la propuesta autonómica, la segunda fase se iniciaría el 25 de mayo. Entonces se activaría al 66% de los trabajadores, dividido en turnos de mañana y tarde. La fase 3 se fijaría a partir del 8 de junio, ya con un 70% de empleados públicos trabajando en las sedes de la provincia, hasta culminar la incorporación definitiva de efectivos a partir del 22 de junio.

El delegado provincial de la sección de Justicia de UGT, Víctor Cuevas, indica al respecto a Huelva Información que “por el momento todo está en el aire, hasta el lunes en la mesa de negociación no se fijarán las pautas”, pero todos están por la labor de la reincorporación. Entiende que hay que tener muy presentes “las posibilidades de las distintas sedes judiciales”.

Es mucho más factible que se pueda mantener, por ejemplo, la pertinente distancia de seguridad entre las mesas de los trabajadores en instalaciones "más nuevas y diáfanas", como las de los juzgados de Aracena o La Palma del Condado, que en dependencias obsoletas como las de Ayamonte, “que son un desastre total”. En el Palacio de Justicia de Huelva “unos juzgados tienen más espacio que otros, y no se podría aplicar igual en todos”.

Entretanto, esta semana los técnicos de Prevención de Riesgos Laborales “han estado midiendo, colocando mamparas y separadores”, precisa el ugetista.

El fiscal jefe de Huelva, Alfredo Flores, tiene claro que la dotación inicial del 10% de funcionarios durante la pandemia “era insostenible”. Destaca que el funcionariado de la Fiscalía “ha establecido turnos voluntariamente desde la semana pasada y ya está trabajando entre el 25% y el 30%”. Hay que tener en cuenta que “los fiscales no hemos parado de trabajar y el papel se estaba acumulando; han visto que esto está más limpio que un quirófano y se han organizado y puesto manos a la obra, algo que se agradece”.

El propio Alfredo Flores, el presidente de la Audiencia Provincial de Huelva, Antonio Pontón; la secretaria coordinadora, Aurora Marín; y el decano de los jueces onubenses, José Manuel Borrero, se reunieron en la mañana de ayer en la comisión de seguridad semanal por el coronavirus para abordar estos asuntos. No tienen tan claro que el martes se vaya a incorporar un tercio de los funcionarios.

En el caso de jueces y magistrados, pese a que se había anunciado que el próximo lunes se ejecutaría su incorporación presencial al trabajo, Pontón precisa a este diario que al inicio de la semana “tendremos que esperar a las resoluciones del Consejo General del Poder Judicial, el Ministerio de Justicia y de la Junta de Andalucía”.

No obstante, remarca que “más allá de los jueces de guardia y del de Violencia sobre la Mujer o yo mismo, que he venido todos los días durante la crisis al Palacio de Justicia, muchos otros compañeros lo han hecho también incluso pudiendo teletrabajar; el nivel de trabajo no ha bajado, sea presencial o no, y la gente se ha portado magníficamente bien”.

Los fiscales, por su parte, seguirán las instrucciones de la Fiscalía General del Estado y de la Fiscalía Superior de Andalucía: “El que no sea imprescindible, que trabaje desde casa”, como apunta el fiscal jefe. Aún así, algunos fiscales se han animado a trabajar presencialmente durante algunas jornadas de esta crisis, ya que muchos cuentan con despachos individuales.

Flores estima que las próximas dos semanas, en las que todavía no se abrirán al público las sedes judiciales, deben servir “para organizarnos bien; las cosas se pueden hacer de otra manera, nos tenemos que acostumbrar a trabajar con más seguridad y con cabeza”.

Por ejemplo, “sabemos que hay juicios que se pueden hacer con cinco testigos en vez de con 20”. Además, es positivo aprender de las prácticas que se están aplicando a día de hoy. “La semana pasada tuvimos causas con presos que se celebraron con el reo desde la prisión, por videoconferencia; también una causa de un robo con violencia a una persona mayor y para no ponerla en riesgo, se le tomó testimonio por videollamada”.

La tecnología debe, a juicio de Flores, ganar terreno en la Justicia. Lo que no es concebible es que “los funcionarios no puedan teletrabajar porque no tienen portátil, o que los sistemas informáticos sean incompatibles”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios