Huelva

Aiqbe confía en que la llama del 15-M prenda en la sociedad onubense

  • Rafael Romero, gerente de la Asociación de Industrias Químicas, Básicas y Energéticas de Huelva, espera que la marcha sea solo un primer paso en la lucha por las infraestructuras para la provincia

Rafael Romero, durante la presentación de la campaña 'Generando el Mejor Futuro para Huelva'. Rafael Romero, durante la presentación de la campaña 'Generando el Mejor Futuro para Huelva'.

Rafael Romero, durante la presentación de la campaña 'Generando el Mejor Futuro para Huelva'. / Josué Correa (Huelva)

El 15-M no es finito. La movilización del pasado viernes por las infraestructuras que reclama la sociedad onubense para el desarrollo de la provincia no terminó en la Plaza de las Monjas ni con la lectura del manifiesto a cargo de Jesús Vázquez e Iliana Díaz. Es un movimiento vivo que debe germinar. Aiqbe defiende que la manifestación bajo el lema 'Huelva se mueve' a la que respondieron unos 5.000 onubenses debe ser el principio de una lucha social contra el aislamiento histórico de la provincia de Huelva y no parar hasta lograr una respuesta a sus reivindicaciones.

El gerente de la Asociación de Industrias Químicas, Básicas y Energéticas de Huelva (Aiqbe), Rafael Romero, valoró la marcha del 15-M como “positiva”. Se definió como “protónico, lo que quiere decir que soy positivo siempre”. Defendió que aunque la respuesta de la ciudadanía pudo ser “mejor”, el hecho de que “salgan cuatro, cinco o seis mil personas a la calle es lo de menos, porque el número no tiene tanta importancia como el hecho de que la sociedad onubense haya comenzado a moverse de una vez para reclamar unas infraestructuras tan necesarias y además en conjunto con los agentes políticos, económicos y sociales es muy positivo”. Aiqbe no esconde que “40.000 hubiese sido mejor que 5.000, desde luego”, si bien “5.000 es infinitamente mejor que niguno”.

Romero: “Un clavo no se clava de un único martillazo. Hay que seguir golpe a golpe hasta lograrlo”

La posición de la Asociación es muy clara. Tras el 15-M “hay que continuar”. Romero recordó que “clavar un clavo de un solo martillazo es muy complicado”. En ese caso “lo normal es que ese clavo se doble”. Con una metáfora muy gráfica explicó que “los buenos clavos se comienzan con un golpe flojito para que vaya derecho y luego se va dando golpe a golpe cada vez más fuerte hasta que se clava del todo”. Por lo tanto, “ahora habrá que seguir dando golpes hasta lograr que Huelva tenga las infraestructuras que se merece”.El próximo golpe le corresponde “a la sociedad onubense”. Aiqbe confía en que “lo mismo que hemos hecho hasta ahora tenemos que seguir moviéndonos en el futuro”. En la marcha del pasado viernes “estuvieron las fuerzas políticas con lo cual confiamos en que los representantes públicos tomen conciencia y una vez pasen las elecciones cada uno en función de su cargo, de su posibilidades y sus partidos muevan esta reivindicación en la línea que demandamos desde la sociedad onubense”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios