Festival de Cine Huelva

La Academia del Cortometraje reclama para los cortos "el reconocimiento y prestigio social que merece"

La Academia del Cortometraje, una asociación sin ánimo de lucro fundada en julio de este año con el objetivo de trabajar por y para el corto se presentó ayer en el Festival de Cine Iberoamericano como una iniciativa que busca que el cortometraje "obtenga el reconocimiento y prestigio social que merece, equiparable a cualquier obra artística que se audiovisual".

La plataforma independiente, que pretende organizar en marzo una gala de entrega de premios dedicada al cortometraje, con varias categorías, de forma similar a los que se entregan para largometraje, se presentó ayer de la mano de sus fundadores, Raúl Cerezo, director y creado de festivales referentes o muestras como Cortópolis, Córtate, Cortopatía o Escorto, además de cortometrajista nominado en más de 500 festivales y premiado en medio centenar; el vicepresidente, Alberto Díaz (Mordisco Films), copopietario de Cortópolis, productor de cortometrajes, distribuidor de largometrajes, cortometrajista y astista involucrado en diversas producciones cortas; el tesorero, Paco Clavero; y la secretaria, Alicia Albares, ambos cortometrajistas y técnicos audiovisuales de amplio recorrido.

La Academia del Cortometraje gestiona también un portal online que aspira a convertirse en el centro neurálgico del sector, organiza máster class con profesionales del medio para aunar a la industria y aspira a editar, en el futuro, una revista de periodicidad trimestral que reúna todas las novedades delmundo del corto.

Uno de los puntos fuertes de esta asociación, además de lo mencionado anteriormente, será una producción documental acerca del mundo del corto que englobará todas las personalidades y sectores del mismo, analizando a fondo la producción de los mismos y todas las problemáticas, pasados y futuros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios