Andalucía

Alonso considera que el uso político de las protestas por la sanidad es "impresentable"

  • El Sindicato Médico se adhiere a las marchas contra la fusión hospitalaria, que "no beneficia a pacientes ni a profesionales"

Comentarios 1

El consejero de Salud, Aquilino Alonso, calificó ayer de "impresentable" la "politización" que el PP y Podemos están haciendo de las protestas que se están sucediendo en distintas capitales de la comunidad por una sanidad digna. Alonso arremetió contra ambas formaciones porque "critican la sanidad pública y ponen el énfasis en las cosas que se hacen mal".

El pasado jueves, en el Parlamento, PP y Podemos "votaron en contra de una cosa muy importante para todos, que es quitar los copagos farmacéuticos a los pensionistas", recordó Alonso, que puso el foco en los dos partidos "juntos" en la manifestación de Málaga "aprovechando cierto descontento ciudadano para desprestigiar la sanidad pública". Por contra, Alonso resaltó que en Andalucía se desarrollan "más de 75 millones de actos médicos al año y surgen muy pocas reclamaciones", aunque "nadie es perfecto" y siempre se piden "disculpas" a las personas "que han tenido problemas".

"El PP habla del crecimiento de las pólizas privadas y nos hemos enterado de que ha mandado un documento a la UE que plantea reducir el porcentaje del PIB dedicado a salud", denunció Alonso, que no sabe "cómo plantean, reduciendo el porcentaje del PIB dedicado a salud, una mejora de los servicios". Según el consejero, se deben "diferenciar las protestas y las manifestaciones de la ciudadanía frente a los criterios de determinados partidos políticos para poner en entredicho la sanidad pública".

Desde Bruselas, el presidente del PP-A, Juanma Moreno, pidió a la presidenta Susana Díaz "diálogo" para "escuchar a los ciudadanos" tras las manifestaciones. "Los andaluces han hablado y ahora hay que escucharles, hay que sentarse con los profesionales sanitarios y con las instituciones y resolver los grandes problemas" de la sanidad pública en Andalucía, señaló Moreno.

Entretanto, el Sindicato Médico de Andalucía (SMA) dio ayer su apoyo a las protestas en Granada, Huelva y Málaga al tiempo que reiteró su rechazo "a las fusiones hospitalarias, en cualquiera de sus formas, es cada vez más evidente y mayoritario". En un comunicado, el SMA denunció que "la Administración andaluza continúa haciendo oídos sordos" a este problema y agregó que la organización "lleva años luchando contra esta nueva estructura asistencial que no beneficia a pacientes ni profesionales y que solo está diseñada para recortar gastos sin tener en cuenta las consecuencias".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios