Contenidos

Canal Sur sin capacidad de decidir sobre su parrilla

  • Los informativos arrancan a las siete y media de la tarde con la imposición del Carnaval de Cádiz en directo mientras la autonómica se ve rebasada con creces por la competencia

El coro Cádiz desde el cielo, que intervino en la función de este lunes El coro Cádiz desde el cielo, que intervino en la función de este lunes

El coro Cádiz desde el cielo, que intervino en la función de este lunes / Julio González

Por mucho que sean Cristiano y Messi, ninguno de los dos tiene poder para decidir los horarios de sus equipos. El fútbol televisado lo dirigen las comercializadoras y cadenas que pagan pensando generalmente en sus jefes, los espectadores. En el programa más visto de cada año en todo el mundo, el Festival de Eurovisión, la producción ejecutiva decide con criterio profesional y pensando en el espectáculo y la audiencia, en qué orden va todo, dónde va cada canción, cuándo se programan los cortes y qué invitados aparecen.

En 30 años Canal Sur, que se pavonea como la difusora del Carnaval de Cádiz, todavía no ha podido ni siquiera orientar los contenidos de cada función, y a estas alturas podría reservarse, qué menos, los contenidos a la hora potencial de más espectadores. Para eso pagan en nombre de todos los andaluces aunque el concurso del teatro Falla lo vean cada vez menos espectadores. Por algo será. En realidad la cadena está maniatada con un contenido que no tiene la reperscusión que llegó a tener. Los autores de Carnaval sabrán de acordes y cuartetas. Otro asunto es saber de cómo funciona la televisión competitiva en el siglo XXI.

No es de recibo, ni es de una cadena que aspire a mantener su credibilidad, relegar durante doce noches sus informativos a las siete y media de la tarde y reducirlos a la mínima expresión. ¿Qué mensaje está dando así Canal Sur sobre sus profesionales?

La autonómica no debería de dar una fase tan larga y prescindible como la de cuartos de final. Y si lo hace, debería tener la libertad de elegir el horario y la forma de programarlo y no ceder a obligaciones de una serie de señores que no son directivos de la RTVA. El Carnaval de Cádiz no es tan importante para más de medio mapa andaluz ni de tanto interés como creen ¿A qué viene ceder ante esas exigencias? ¿Qué intereses colaterales existen de un acontecimiento que cuesta unos 300.000 euros? Pueden preguntar en cualquier cadena de TV de España que en todos los despachos no saldrán de su asombro sobre la estrategia de Canal Sur con el Carnaval de Cádiz.

Una organización que obliga a adelantar a las ocho de la tarde la emisión del domingo de una cadena de ámbito autonómico para ofrecer un coro juvenil.

El Consejo Profesional de Canal Sur TV tiene toda la razón de sentir que se menosprecia a la audiencia, un público que ya de por sí, cualquier otro día, lo integra ya sólo el 8,4% de los andaluces.

Pero, no olvidemos, que este ya es el Canal Sur del PP y Ciudadanos: el que tira la casa por la ventana el 28F para pasmo de los sindicatos, el que se irá a negro el 8 de marzo en vez de cumplir con su misión de informar o el que reduce los informativos a quince minutos.

¿Entre todos quieren darles argumentos a las tesis del cierre que pide Vox?

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios