External Content

Los videojuegos ganan la partida al mundo del cine en el sector del ocio

En la década de los 90 del siglo pasado, muy pocas personas podían imaginar el vuelco que daría el sector del ocio en los años venideros. Por aquel entonces los videojuegos eran algo subsidiario en el ámbito de la diversión, y era el séptimo arte el auténtico referente en este campo. El progreso tecnológico ha hecho en los años venideros alternar ese ranking de preferencias.

El sector gaming presenta unos registros económicos y de usuarios únicos cada vez más altos. Ambos presentan crecimientos interanuales nítidos, lo que ha permitido a los videojuegos ocupar el cetro mundial del ocio sin ninguna duda, desbancando de esa plaza al cine que la ostentado durante más de un siglo.

Se ha llevado a cabo, un cambio de modelo de negocio en la que el séptimo arte ha salido perjudicado, y a ellos hay que añadir mejorar que llegarán a los videojuegos como la realidad virtual, que seguirá acrecentando esa brecha.

Uno de los puntos de inflexión en esta lucha fratricida se produjo en 2017. En ese año, fue la primera vez que un fin de semana de estreno de un videojuego superó a todas las superproducciones de Hollywood. Esa excepción tan anómala en ese momento se ha convertido en regla, que excepto en momentos puntuales se confirma año tras año.

Como cualquier hecho resaltable a nivel empresarial, no se produce por mera casualidad, sino que para el crecimiento de los videojuegos haya sido como hasta ahora, todos los agentes involucrados en el sector han realizado un trabajo excelso, hasta encumbrar algunos de sus títulos al olimpo de obras de culto.

La calidad de estos productos no ha pasado desapercibida para millones de gamers en todo el mundo, ni tampoco para numerosos actores de Hollywood, que han visto como con los videojuegos se les presentaba una gran oportunidad laboral. Muchos de estos afamados protagonistas de largometrajes californianos, han dado el salto al mundo del doblaje de muchos títulos de juego, convirtiendo a ese nuevo sector hegemónico en una oportunidad laboral para todos ellos, ya que como dice el dicho: “renovarse o morir”.

Aprovechando este empuje gaming, el juego online se ha sumado a este tren del progreso y crecimiento.

Las apuestas y los casinos en línea han conseguido ser referentes para millones de personas en su día a día, siendo las tragaperras, la ruleta, o el blackjack algunas de las opciones más asiduas. A ello hay que unir las ofertas de bonos casino que estas plataformas ponen a disposición de nuevos clientes para probar suerte.

En definitiva, todo el ámbito de los videojuegos ha marcado el cambio hacia la gamificación en otros ámbitos del ocio. Todo ello, ha ido en detrimento del cine, el cual ha visto disminuir su repercusión en los últimos años.