Remitido

El sindicato CSIF exige un mínimo de diez minutos por paciente

  • Pide un cupo máximo de pacientes por médico: 1.500 para médicos de familia y 1.200 para pediatras. El 90% de los centros de salud de Huelva superan los 2.000 pacientes por médico

Miembros del sindicato CSIF en una de sus manifiestaciones. Miembros del sindicato CSIF en una de sus manifiestaciones.

Miembros del sindicato CSIF en una de sus manifiestaciones.

En los últimos años los profesionales de Atención Primaria son quienes, con su labor, han hecho posible el mantenimiento de esta red asistencial sometida a recortes, déficit de plantilla e infraestructuras. Así lo cree el sindicato CSIF que siempre ha apostado por la Atención Primaria como elemento central de la atención sanitaria y la prevención. Sin embargo, la central sindical lamenta cómo “todos los anuncios y compromisos por parte de la Administración se queda siempre en mera declaración de intenciones. Los centros de salud de hoy en día caminan inexorablemente hacia los antiguos consultorios médicos de los años 70, eso sí, con mucha más población y menos personal”.

En este sentido, el sindicato pide “una puesta real por la Atención Primaria que la rescate del abandono de los últimos años y la dote de los recursos necesarios”. Para ello, considera prioritario que se incremente de forma progresiva el presupuesto en sanidad hasta la media nacional. Actualmente Andalucía ocupa el último lugar. Además, estima necesario un incremento de la plantilla del 30%, un dato muy lejano al 5% previsto por la Administración.

Para mejorar la atención al paciente, CSIF plantea el establecimiento por Ley de un cupo máximo de pacientes por médico: 1.500 pacientes para los médicos de familia y 1.200 para los pediatras. De hecho, según estimaciones del sindicato en el 90% de los centros de salud de la provincia de Huelva se supera el cupo de 2.000 pacientes por médico. Esto se debe, fundamentalmente, a la falta de profesionales y la escasa cobertura de las sustituciones. Los profesionales terminan asumiendo pacientes de otros compañeros y, según la propia normativa del SAS, estos conceptos deben ser retribuidos para, de esta forma, “pagar a los médicos por un trabajo adicional que están realizando”, afirma CSIF. Sin embargo, la Administración no está abonando el llamado “acúmulo de cupo” a todos esos profesionales que están asumiendo más pacientes, se están desplazando para atender en otros centros de salud o están dedicando muchas más horas de las que les corresponden. CSIF ha denunciado precisamente esta situación durante los últimos años.

Por otra parte, para que la sanidad pública funcione, el sindicato también subraya la importancia de primar el criterio clínico a la hora de tomar decisiones y no economicistas. En este sentido, exige libertad para las derivaciones, prescripciones y la petición de pruebas médicas complementarias. En cuanto a las dotaciones, califica de “urgente” la finalización de todas las infraestructuras comprometidas y paralizadas o sin iniciar y la renovación de los recursos materiales.

Para los trabajadores, CSIF abandera la equiparación salarial y una política de fidelización para evitar el éxodo de profesionales a otras comunidades e incluso a otros países. Además, para asegurar el buen funcionamiento de la calidad asistencial, subraya la importancia de cubrir las sustituciones al 100%. En relación a algunos colectivos, la Central Sindical Independiente y de Funcionarios cree que se debe incrementar el número de profesionales de la Enfermería hasta la media nacional y urge a la Administración a reconocer y dignificar su labor. También pide la normalización de las condiciones laborales de los Dispositivos de Cuidados Críticos y Urgencias (DCCU) y la recuperación de la plantilla de Función Administrativa y de Gestión y Servicios perdida durante los últimos años.

También reivindica un Trabajador Social en cada centro de salud, duplicar la cifra actual de Fisioterapeutas y más profesionales auxiliares administrativos. Otra demanda es la potenciación de las labores de los Técnicos en Cuidados Auxiliares de Enfermería (TCAE) que esté basada en un nuevo decreto de funciones.

Mejoras conseguidas

Por otra parte, en la lucha del sindicato por mejorar la Atención Primaria, CSIF ha conseguido en los últimos años la restitución de las 35 horas, el desbloqueo de la carrera profesional, la despenalización de las bajas laborales, medidas de conciliación, recuperación de derechos laborales y retribuciones, o la eliminación progresiva de los recortes entre otras mejoras.

El próximo día 20 de febrero, todos los profesionales del Servicio Andaluz de Salud (SAS) tienen una cita con las urnas para elegir a sus representantes sindicales y CSIF concurre a ellas “con el aval del trabajo realizado y la seriedad y profesionalidad que lo caracteriza, sin ataduras ideológicas y con la fuerza de un sindicato que engloba a todos los colectivos”.