Huelva

El Consistorio invierte 1.000 euros al día en quitar la cera del suelo

  • Dos máquinas fregadoras limpiarán las calles de la capital durante tres semanas

Una de las fregadoras actúa en la calle Berdigón, ayer. Una de las fregadoras actúa en la calle Berdigón, ayer.

Una de las fregadoras actúa en la calle Berdigón, ayer. / óscar lezameta

La Semana Santa está ya en la mente de los cofrades. Los pasos regresan a sus almacenes, las imágenes a sus altares y las túnicas y trajes pasan por la tintorería. La Semana Mayor permanecerá en el recuerdo de los onubenses hasta el año que viene. Aunque todavía la ciudad está en pleno proceso de transformación para regresar a la normalidad del resto del año. Y es que todavía existen detalles visibles que aluden a lo que ocurrió en días atrás. La cera derramada por los cirios inunda las diferentes calles de la capital y en eliminar esos restos se encuentra inmerso el Ayuntamiento de Huelva. Así, el Consistorio municipal invierte alrededor de 1.000 euros al día por los trabajos de limpieza que se llevan a cabo.

Según ha apuntado el Ayuntamiento capitalino a Huelva Información, la ejecución de los trabajos comenzó en la madrugada del Viernes Santo al Sábado Santo. Los encargados de hacer desaparecer toda esa cera sellada en cada uno de los rincones por los que han pasado todas las cofradías durante la Semana Santa son técnicos municipales del servicio de limpieza, quienes tienen previsto trabajar durante tres semanas en horario de mañana y tarde. La intención es acortar los plazos, por lo que según avance el cometido trabajarán los fines de semana o ampliarán las jornadas por las tardes.

Para poder retirar toda la cera que todavía es visible por carreteras, adoquines y aceras, los técnicos municipales utilizan dos máquinas especiales fregadoras, con agua caliente a más de 100 grados a presión.

Tal y como informa el Ayuntamiento de Huelva, el modus operandi comienza en la limpieza de todos aquellos sitios en los que existe más peligro de haber un accidente, es decir, en las zonas en las que hay adoquines y pasos de cebra, ya que son los espacios más resbaladizos y pueden ocasionar algún percance a la ciudadanía. Por esta razón, el servicio de limpieza del Consistorio municipal ya ha actuado en la Placeta, en la calle Concepción y en el Banco de España. Son zonas por las que han pasado todas las cofradías, por lo que también había una mayor concentración de cera en las diferentes partes del suelo.

En estos días las dos fregadoras están trabajando en el eje de la Concepción y en las calles Arquitecto Pérez Carasa, Palacio y Berdigón. Así, en los próximos días el servicio de limpieza continuará por el resto de calles de la capital para eliminar los restos de cera de todas y cada una de las calles en las que haya pasado alguna cofradía durante la Semana Santa.

Son unas labores necesarias para el transcurso de la vida diaria de los ciudadanos para que puedan andar por la capital sin ningún tipo de incidente ocasionado por la cera derramada durante la Semana Santa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios