Huelva

El Ayuntamiento descubre el paradero de la obra de la plaza de Diego Díaz Hierro

  • Un técnico municipal entrega la escultura a la empresa de cerrajería que trabaja con el Consistorio tras encontrársela en el suelo

La escultura protagonista de la desaparición. La escultura protagonista de la desaparición.

La escultura protagonista de la desaparición. / canterla

Hay que refregarse los ojos para absorber el guión de la historia de la desaparición de la escultura de la Plaza Diego Díaz Hierro. La noticia saltó el pasado martes, cuando este periódico informaba de que faltaba una de las esculturas de la plaza a la que da nombre el historiador onubense. Se desconocía si el vandalismo había sido el causante, debido a los continuos ataques al patrimonio artístico de la capital.

Hasta días después, el Ayuntamiento de Huelva no ha conocido que el paradero de la obra es la empresa de cerrajería que trabaja con el propio Consistorio. Ese es el final de una historia al que no le faltan participantes y sobre el que hay que responder muchos interrogantes.

Un ciudadano avisó a la Policía y ésta a su vez a un trabajador del área de infraestructuras

Según ha podido conocer Huelva Información, la cronología comenzó con un aviso a la Policía por parte de un ciudadano que descubrió que la obra no se encontraba en su pedestal, sino en el suelo. Se desconoce cómo llegó a caerse.

Acto seguido, la Policía avisó a un técnico del Área de Infraestructuras del Ayuntamiento para que acudiera hasta la Plaza Diego Díaz Hierro. Debido al peso de la escultura, el técnico municipal se comunica con la empresa de cerrajería que trabaja con el Ayuntamiento para que sean los encargados de retirar la escultura y llevársela.

Mientras, el propio Ayuntamiento estaba totalmente ajeno a todas estas circunstancias, hasta que días después se entera del verdadero paradero de la escultura a través del técnico del Área de Infraestructuras.

Ahora, la escultura de la Plaza Diego Díaz Hierro está en proceso de valoración por la empresa de cerrajería para comprobar los daños de la obra tras su caída del pedestal.

Una vez que todo se solucione, la obra volverá a estar expuesta en la plaza junto con el conjunto artístico de las esculturas del antiguo Museo al Aire Libre, que continúan en sus pedestales a pesar de las diferentes pintadas procedentes de actos vandálicos contra el patrimonio artístico onubense.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios