Provincia

La IGP Garbanzo de Escacena llega a los 900.000 kilos en 2019

  • La producción se desarrolla a lo largo de 700 hectáreas en seis municipios onubenses

Presentación de un acto de la IGP Garbanzo de Escacena. Presentación de un acto de la IGP Garbanzo de Escacena.

Presentación de un acto de la IGP Garbanzo de Escacena. / H. I. (Huelva)

La Indicación Geográfica Protegida (IGP) Garbanzo de Escacena registró en el año 2019 una producción de 900.000 kilos, lo que supone una cifra superior a la contabilizada en ejercicios anteriores, según señaló el vicepresidente del Consejo Regulador Indicación Geográfica Protegida Garbanzo de Escacena y gerente de la cooperativa Campo de Tejada en Escacena del Campo, Antonio Tomás Morales, quien ha explicado que el reto de cara al futuro es promocionar y dar a conocer al consumidor la calidad del producto.

En este ejercicio 2019, la IGP alcanzó los 900.000 kilos de garbanzos en las 700 hectáreas en explotación por parte de productores de la comarca. De este modo, esta tendencia al alza del Garbanzo de Escacena se debe al aumento en el número de hectáreas de plantación ya que de las cerca de 600 de hace un par de años ahora se sitúan en 700.

Antonio Tomás Morales subrayó que la tierra arcillosa de la zona y la cercanía a la costa, que favorece una climatología suave, favorecen a esta legumbre, que cuenta con “una gran calidad” dada su mantecosidad y fina piel.

La IGP Garbanzo de Escacena comprende a once pueblos, seis de Huelva, La Palma del Condado, Villarrasa, Villalba, Manzanilla, Paterna del Campo y Escacena del Campo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios