Bádminton

Carolina Marín vuelve a competir

  • La onubense, que cerró 2020 sin ningún título, inicia mañana su participación en Tailandia ante la francesa Xuefei Qi, a la que ha ganado en las dos ocasiones que se han enfrentado

Carolina Marín lleva más de tres meses sin disputar ningún torneo oficial. Carolina Marín lleva más de tres meses sin disputar ningún torneo oficial.

Carolina Marín lleva más de tres meses sin disputar ningún torneo oficial. / H, Información

Carolina Marín vuelve a la competición. La onubense, tras un largo periodo de inactividad provocado por la suspensión de torneos a causa de la pandemia, afronta el año más importante de su carrera, ya que por primera vez en la historia coincidirán los Juegos Olímpicos (en verano en Tokio) y el Campeonato del Mundo absoluto (en Huelva, del lunes 29 de noviembre al domingo 5 de diciembre).

Bangkok (Tailandia) ha sido el escenario elegido por la Federación Internacional de Bádminton para celebrar tres eventos de primerísimo nivel durante este mes de enero. El primero, el Yonex Tailandia Open, que da comienzo hoy martes; el segundo, el Toyota Open (ambos de categoría 1.000, la máxima del Circuito Mundial) a partir del día 19, y la guinda llegará a final de mes (desde el 27) con la disputa del Másters.

En las tres citas estarán presentes las mejores del mundo y será un buen test para ver quiénes son las favoritas en este año especial. Además de para calibrar su estado, Carolina intentará sumar puntos para ser cabeza de serie en Tokio. La pandemia ha influido en los torneos y en los entrenamientos, por lo que no se ha podido trabajar con normalidad y no se sabe en qué estado de forma llega cada jugadora.

La onubense (número 6 del ranking mundial) arranca su participación en el Yonex Abierto de Talandia mañana miércoles enfrentándose en dieciseisavos de final a la francesa Xuefei Qi (37 del mundo), en un choque que no tiene horario todavía (Tailandia va seis horas por delante de España); la onubense ha derrotado a su rival en las dos ocasiones en las que se han enfrentado, y en ambas en dos sets: en diciembre de 2019 en Italia (21-10 y 21-8), y en octubre del pasado año en Alemania (21-12 y 21-18). En teoría, Carolina tiene un cuadro bastante asequible y si está a su nivel habitual debe alcanzar las semifinales del torneo.

La campeona olímpica, mundial y europea, que fue baja por unas molestias en el Campeonato de Europa por equipos celebrado en diciembre en Portugal, disputó su último torneo a finales de octubre de 2020 en Alemania, donde cayó en semifinales ante la escocesa Kirsty Gilmour por 20-22 y 14-21. Carolina Marín quiere recuperar sensaciones y volver a levantar un título, algo que no hace desde finales de 2019 en Italia, dejando atrás un nefasto 2020 en el que apenas ha podido competir y en el que además sufrió la pérdida de su padre en el verano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios