Villarrubia Recreativo | Crónica

Premio de consolación para el Recreativo en Villarrubia (2-2)

  • El Decano merece más, pero un penalti inexistente y un error de Nauzet penalizan al cuadro de Monteagudo

  • El combinado recreativista se estrelló con el larguero hasta en dos ocasiones

Los jugadores del Recreativo celebran el tanto de Quique Rivero. Los jugadores del Recreativo celebran el tanto de Quique Rivero.

Los jugadores del Recreativo celebran el tanto de Quique Rivero. / David Daza (Villarrubia de los Ojos)

Al Recre no le acompaña la suerte. En Villarrubia no es que haya hecho un partido para grabar y ver en bucle, pero sí que ha firmado un partido para ganar con cierta tranquilidad. Solo un error ajeno y otro propio han privado al combinado albiazul de romper su mala racha. Los albiazules mostraron una gran fortaleza mental para sobreponerse y remontar el tempranero gol del Villarrubia tras un penalti que solo vio el colegiado, pero cuando más cerca parecía estar la victoria Nauzet (otros muchos días salvador) no fue capaz de detener un disparo lejano que se le coló por debajo del brazo. 

Alberto Monteagudo optó por dar un golpe encima de la mesa y mandar un aviso claro a navegantes porque la plantilla es lo suficientemente profunda como para no permitir que nadie sestee. La derrota ante el Recreativo Granada dolió en el alma al técnico, que presentó un once revolucionario con cinco novedades: las de Cera y Borja García en defensa, la de Sergio Jiménez en el pivote y las de Carlos Martínez y Rubén Cruz en la parcela ofensiva.

Sin embargo, todo lo planteado quedó en un esbozo porque nada más amanecer el choque el colegiado Hernández Maeso decretó un penalti inexistente de Borja García sobre Copete que el propio capitán del Villarrubia se encargó de transformar engañando a Nauzet. Pero la reacción del Recreativo fue inmejorable porque le devolvió el golpe a su rival rápidamente. Cera sacó un centro desde el costado derecho que la zaga rechazó y que le llegó a Quique Rivero, que la enganchó de manera inmejorable al fondo de las mallas.

Vuelta a empezar. Entonces se vio el partido que se esperaba, con poco control del juego, muchas disputas y mucho juego directo. El Recre estaba siendo mejor que el cuadro local en todas las facetas, aunque las ocasiones no aparecían. En un saque de esquina a favor del Villarrubia llegó el 1-2. Quique Rivero orientó el despeje hacia Quiles, que aperturó a Carlos Martínez, que envió un pase con veneno a la frontal del área, donde llegó Rubén Cruz para controlar y fusilar. El contragolpe de manual del Recre demostró la influencia de Carlos Martínez en los últimos metros y la pegada de Rubén Cruz, en su estreno goleador con la camiseta del Decano en partido oficial.

El gol le dio vida al Recre, que fue haciéndose dominador del partido y que pudo poner más tierra de por medio. Primero rondó el tercer gol Rubén Cruz con un cabezazo que atrapó Morales y luego con un disparo lejano de Quique Rivero, que impactó en el larguero. Con la ventaja parcial del Recre se llegó al descanso. 

La segunda mitad regresó con un Recre concienciado con el tipo de partido que le esperaba y por ello trató de aumentar distancias para no sufrir en la recta final. Gustavo Quezada probó fortuna con un disparo desde la frontal que se estrelló en el larguero. El rechace lo envió Rubén Cruz al fondo de las mallas, pero el sevillano estaba en fuera de juego. El gol no subió al marcador, pero la jugada fue decisiva para el meta local, Morales, que impactó su rostro contra el poste y tuvo que ser sustituido.

Nano aprovechó el estreno liguero de Avendaño para ponerlo en apuros con un par de disparos lejanos. El paso de los minutos y la igualdad en el marcador aumentaba la necesidad de los locales de pisar campo contrario y los nervios del Decano, que no quería perder el botín que tenía. Así, los castellano-manchegos obligaron a Nauzet a intervenir en un cabezazo de Minaya, que el canario desvió. 

El Villarrubia no daba la sensación de rondar el empate, pero no le hizo falta porque a falta de ocho minutos Copete se hizo con un balón en tres cuartos de campo y golpeó a puerta. Nauzet se vio traicionado por el bote del balón y permitió que el balón besase las mallas. El empate era tan injusto como inamovible. 

Ficha técnica: 

Villarrubia: Morales (Avendaño, 52’), Ricardo, Algisi, Dieguito, Copete, Fran Minaya (Piojo, 85’), Andriu, Arribas (Nacho, 88’), Grillo, Fran Cortés y Carlos García.

Recreativo: Nauzet, Cera, Diego Jiménez, Borja García, Nano, Sergio Jiménez, Quique Rivero (Gerard, 86’), Gustavo, Quiles (Isi Ros, 75’), Rubén Cruz y Carlos Martínez (Irizo, 83’). 

Goles: 1-0 (4’) Copete, de penalti. 1-1 (6’) Quique Rivero. 1-2 (27’) Rubén Cruz. 2-2 (82’) Copete.

Árbitro: Hernández Maeso (C. Extremeño). Amonestó a los locales Fran Minaya, Copete y Andriu y a los visitantes Nauzet, Carlos Martínez, Gerard, Rubén Cruz y Gustavo. Expulsó al técnico local Javier Sánchez en el 73. 

Incidencias: Unas 1.000 personas en el Municipal de Villarrubia de los Ojos, con presencia de aficionados recreativistas. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios