Recreativo de Huelva

El Mirandés, próximo rival del Recreativo, lo fía todo a su fortín de Anduva

  • Sólo ha perdido un partido en casa desde que inició la temporada, aunque baja enteros como visitante

Formación reciente del Mirandés, nuevo obstáculo en el camino del Decano hacia Segunda. Formación reciente del Mirandés, nuevo obstáculo en el camino del Decano hacia Segunda.

Formación reciente del Mirandés, nuevo obstáculo en el camino del Decano hacia Segunda. / Mirandés twittter

El Fuenlabrada ya es historia y el presente se llama Club Deportivo Mirandés SAD. El Recreativo de Huelva, sin tiempo para lamentos, inicia este fin de semana un nuevo camino que debe llevarle al ascenso de categoría a Segunda División, aunque en esta ocasión ya sin margen de error tras desaprovechar la primera oportunidad ante el Fuenlabrada.

El conjunto de Miranda de Ebro finalizó la liga como tercer clasificado del grupo II con 69 puntos, tras 19 victorias, 12 empates y 7 derrotas (53 goles a favor y 32 en contra), sólo superado por el Racing de Santander (78 puntos) y el Logroñés (72).

El equipo que entrena Borja Jiménez ha basado su brillante campaña en el fortín del estadio Municipal de Anduva, clave en los éxitos del equipo con 12 victoria, 6 empates y sólo una derrota, precisamente ante el descendido Vitoria (1-2), con 30 goles anotados y 13 encajados. Además cuenta con una fiel afición (unos 5.800 abonados) que prácticamente llena cada quince días los aproximadamente 6.000 asientos de Anduva.

Uno de sus pilares es Sergio González, jugador del Decano la pasada temporada

En casa el Mirandés superó a la Real Sociedad B (2-1), Oviedo B (1-0), Leioa (2-1), Gimnástica (1-0), Calahorra (4-1), Langreo (1-0), Durango (1-0), Arenas de Getxo (3-1), Logroñés (1-0), Gernika (1-0), Amorebieta (2-0) y Tudelano (3-0), mientras empató con Bilbao Athletic (1-1), Izarra (1-1), Real Unión de Irún (2-2), Sporting B (1-1), Barakaldo (1-1) y Racing de Santander (1-1). La única derrota llegó en su último partido, ante el Vitoria (1-2).

Fuera de casa presenta un balance bastante discreto para un tercer clasificado, con 7 victorias, 6 empates y 6 encuentros perdidos (23 tantos a favor, 19 en contra). Se impuso a Sporting B (0-2), Vitoria (0-2), Real Sociedad B (0-1), Bilbao Athletic (1-3), Calahorra (2-3), Langreo (0-1) y Durango (1-4). Hizo tablas con Gernika (1-1), Tudelano (1-1), Real Irún (0-0), Barakaldo (1-1), Oviedo B (1-1) e Izarra (1-1); y perdió con Arenas de Getxo (1-0), Logroñés (3-0), Amorebieta (1-0), Racing de Santander (3-0), Leoia (1-0) y Gimnástica (1-0).

El equipo no terminó la liga en un buen momento (derrotas con Getxo, Vitoria y Logroñés y victoria ante la Real Sociedad B), pero en la primera eliminatoria ha dado la cara, empatando sin goles en la ida ante el Atlético de Madrid, y resolviendo en casa el domingo al vencer por 2-1 con goles de Matheus Aiás (minuto 55) y Álvaro Rey (86).

En casa ha dado la talla ante los grandes (el Logroñés perdió y Barakaldo y Racing de Santander empataron), pero fuera no ganó a ninguno de los cuatro primeros, cayendo en Santander (3-2) y Logroño (3-0) y empatando en Barakaldo (1-1).

El Mirandés ha militado la mayoría de su existencia en Tercera División (51 temporadas), sumando además 17 en Segunda B, y cinco en Segunda División (2013, 2014, 2015, 2016 y 2017).Su once inicial tipo está formado por Limones en la portería; Sergio, Odei, Paris, Carlos Julio, Álvaro Bravo, Hugo Rama, Antonio Romero y Álvaro Rey; Yanis y Matheus Aiás. Precisamente Aiás no estará ante el Decano ya que fue expulsado frente al filial del Atlético de Madrid.

Sus máximos goleadores en la liga son Claudio Molina (12 goles) y Yanis (8). En su plantilla destaca Sergio González, que fuera jugador del Recreativo la pasada campaña y es uno de los pilares del plantel.La plantilla la forman los porteros Guillermo García, Hegoi y Limones; los defensas Carlos Julio, Kijera, Irazabal, Melli, Odei, Paris y Sergio; los centrocampistas Álvaro Bravo, Álvaro Rey, Antonio Romero, Cerrajería, Ohemeng, Castellano, Guridi, Hugo Rama, Rodrigo Sanz y Yanis; y los delanteros Claudio Medina, Matheus Aiás, Pito y Zunzu.

La plantilla del Mirandés, tras su victoria de ayer que le permite seguir jugando eliminatorias, tuvo ayer una sesión de entrenamiento, intensa para los menos habituales y de recuperación para los que jugaron.

El Recreativo ya sabe que tendrá un hueso duro de roer en este nuevo camino hacia el ascenso. El partido de ida en Miranda de Ebro se presenta como decisivo;si el Decano no comete errores como le pasó en Fuenlabrada sacará un resultado positivo y podrá rematar la faena ante sus aficionados y jugarse el todo por el todo en la última eliminatoria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios