Sucesos Un fuego calcina varios coches en mitad de un camino en Lepe

Huelva

Un total de 263 ucranianos se empadronan en Huelva desde que comenzó la invasión

  • En la provincia residen 925 personas procedentes de Ucrania

Una de las familias  ucranianas llegadas a la provincia de Huelva tras la invasión.

Una de las familias ucranianas llegadas a la provincia de Huelva tras la invasión. / H. I.

Desde que se inició la guerra en Ucrania el pasado 24 de febrero, 263 ciudadanos de aquel país se han empadronado entre los meses de marzo y junio en la provincia de Huelva, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), que confirman que en el mes de marzo se inscribieron en la provincia 65 personas de origen ucraniano en el Padrón, mientras que en abril se registraron 52 ciudadanos, 66 en mayo y 23 en junio; 10 en julio; 16 en agosto; y 31 en septiembre. Datos que son significativamente muy superiores al dato de febrero que, según este indicador, tan solo una persona se empadronó. A 1 de enero de este año la provincia de Huelva contaba con una población de 925 personas de origen ucraniano, según los datos recogidos del Padrón continuo. Se trata de una cifra ligeramente inferior a 2021 en la que se encontraban empadronados 938 ciudadanos de aquel país.

Desde que se inició el conflicto entre Ucrania y Rusia, el INE comenzó a realizar un seguimiento de las personas ucranianas que han decidido inscribirse en cualquier procedimiento administrativo del país. Esta nueva sección sobre ciudadanos de Ucrania se actualizará mensualmente con datos de distintas fuentes administrativas que se irán incorporando conforme estén disponibles. En este sentido, desde la entidad se especifica que estos datos se recopilan en colaboración con los servicios estadísticos de los ministerios implicados, como es el caso del Padrón municipal.

Por otro lado, el INE también recoge aquellas personas inscritas en la Seguridad Social. El último dato que recoge la estadística es del 30de septiembre en el que figura que 554 ciudadanos de origen ucraniano se encontraban afiliados y trabajando en la provincia de Huelva, lo que supone un descenso con respecto a mayo en el que se registraron 611 personas.

Asimismo, otro dato que refleja esta estadística del INE es la escolarización de menores ucranianos. Así, hasta septiembre la cifra era de 157 niños inscritos en centros escolares onubenses, que coincide con el inicio del curso escolar. No obstante, dicha cifra es ligeramente inferior a la del mes de junio, mes del fin de curso, ya que se registraron 197 escolares. En los últimos meses el INE ha incluido como dato el paro registrado de personas de origen ucraniano. En el caso de la provincia, hasta el 30 de septiembre figuraban en la listas del SEPE 96 ciudadanos de aquel país.

Ayuda humanitaria

Las semanas posteriores al inicio del conflicto desde Huelva se movilizaron numerosas asociaciones y entidades para prestar ayuda a los ciudadanos ucranianos no solo mediante el envío de material y alimentos, sino posibilitando el traslado a la provincia de personas ucranianas que huían de la guerra.

Una de las familias ucranianas llegadas a Huelva tras la invasión rusa. Una de las familias ucranianas llegadas a Huelva tras la invasión rusa.

Una de las familias ucranianas llegadas a Huelva tras la invasión rusa. / H. I.

Una de las que generó una mayor movilización fue la que se gestó desde la parroquia de los Santos Cirilio y Metodio en Huelva capital, que días después de inicio del conflicto bélico puso en marcha una campaña de recogida de medicamentos de primera necesidad para las tropas y alimentos no perecederos para los refugiados, ya que en ese momento, según afirmó el párroco de la iglesia, Dmytro Savchuk, había "muchísima necesidad de material sanitario y médico para las tropas, heridos y enfermos, así como alimentos para los refugiados", pero también se comenzó a recaudar dinero para la compra de material y combustible".

No obstante, casi al unísono, desde esta iglesia ortodoxa, junto a la de otras ciudades, se comenzó a gestionar autobuses para la recogida de personas refugiadas de este país y su traslado a diversos puntos de Huelva y Sevilla. De hecho, el primero de estos autobuses llegó el 8 de marzo con 80 refugiados que recalaron en ambas provincias andaluzas y Madrid. Una semana después, otros dos autobuses recalaron en Sevilla y Huelva con más de un centenar de personas de aquel país, tras cinco días de viaje desde la frontera con Polonia. Estos viajes se sucedieron en semanas posteriores acorde con las donaciones que iban recibiendo de la ciudadanía, ya que el viaje suponía un coste de 8.500 euros.

A esta iniciativa se han sumado otras tantas de entidades sociales como de iniciativas privadas. Tal es el caso de cuatro voluntarios de la Asociación Arrabales que el pasado 15 de marzo lograron traer desde la frontera hasta Umbrete y Huelva a once refugiados en sendas furgonetas, tras un viaje de 11.500 kilómetros para llevar materia sanitario y juguetes para niños.

Por otro lado, la Hermandad de Emigrantes del Rocío de Huelva organizó una expedición hacia la ciudad polaca de Lublin con cientos de Mochilas solidarias con material para niños de Ucrania y regresaron a España con tres familias ucranianas. Durante los primeros meses del conflicto (marzo y abril) desde la subdelegación se gestionaron 437 protecciones temporales para refugiados ucranianos en la provincia, 216 de ellas a mujeres, 181 a menores y 80 a hombres.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios