Huelva

La automoción cierra un año negro con el desplome de un tercio de ventas en Huelva

  • La Covid marca que las matriculaciones se queden al borde de los 5.000 vehículos en la provincia, cuando en 2019 se superaron las 7.200

  • La gasolina, es el combustible preferido

Varios vehículos de exposición en un concesionario. Varios vehículos de exposición en un concesionario.

Varios vehículos de exposición en un concesionario. / G.H.

El sector de la automoción también cerró un año negro debido a la pandemia del coronavirus. La Covid-19, consecuencia directa del recorte económico de muchos bolsillos, también se llevó por delante la compra de nuevos vehículos. Los concesionarios onubenses cerraron 2020 con un deplome del 32,29% de ventas en comparación con 2019. Al cierre del ejercicio pasado se matricularon un total de 4.915 vehículos, mientras que el año anterior se contabilizaron 7.250. Los malos números no es algo específico del territorio onubense ya que en el resto de provincias andaluzas se registraron caídas de porcentaje aproximados. En Málaga se produjo el descenso más pronunciado con un -37,94% y Almería el menos doloroso, dentro de lo malo, con un -26,71%.

Los datos, elaborados por el Instituto de Estudios de Automoción, a partir de la información facilitada por la Dirección General de Tráfico, reflejan que la mayor caída de la matriculación en la provincia de Huelva se da en el mercado de las empresas con un -44,62%. En 2020 se vendieron un total de 828 vehículos en comparación con los 1.495 del año 2019. Por su parte, en el marco de la venta de vehículos particulares, la matriculación descendió un 29,24% con 4.073 vehículos en comparación con los 5.756 del ejercicio de 2019.

En cuanto al tipo de combustible, los vehículos de gasolina son los preferidos de los onubenses. El 52,41% de los coches que se matriculan en la provincia de Huelva son de gasolina aunque su venta ha descendido un 38,49% en el último año. Por su parte, los coches diésel representan el 30,76% de las matriculaciones onubenses con un caída de ventas del -36,15% en comparación con 2019. El resto de matriculaciones representa el 16,83% de las ventas en la provincia de Huelva.

Al cierre de 2020, la marca de coches que más vehículos matriculó en el territorio onubense es Dacia con 519, aunque sus ventas cayeron un 16,29% con respecto a 2019. Le siguen en número de matriculaciones Kia con 470 y Toyota con 379. Cabe destacar que Volvo, en este año negro, registró más ventas (71) que en 2019 (15). Y como curiosidad, los datos del Instituto de Estudios de Automoción reflejan 2 matriculaciones de Maserati y 4 de Tesla.

“A pesar de superar las 100.000 unidades vendidas en diciembre –a nivel nacional–, como en 2019, 2020 cierra con una fuerte caída del 32% y una cifra de ventas cercana a las registradas en la crisis y deja un difícil entorno para el sector de la automoción en 2021. La recuperación, que depende de la evolución de la pandemia y de la crisis económica subsiguiente, se va a complicar por la subida del impuesto de matriculación en enero y el fin del plan Renove, que deja 200 millones de euros sin consumir, lo que va a dificultar aún más la renovación del parque. Pese a ello, desde el sector mantenemos nuestro compromiso con los objetivos de descarbonización, pero es necesario aclarar cuál es el modelo de movilidad que queremos para España y establecer medidas que favorezcan la progresiva transición hacia el vehículo cero emisiones y la necesaria renovación de nuestro parque automovilístico, manteniendo nuestro empleo y producción, ahora y en 2030”, señaló la directora de Comunicación de la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios