Huelva

La Virgen de la Cinta en la bendición del Monumento a Cristóbal Colón

  • Una efemérides de la que este año el Ayuntamiento de Huelva está celebrando su noventa aniversario

  • Se instaló un altar en la escultura en un día lluvioso que se abrió a las 12:00

Acto de inauguración que presidió una imagen de la Virgen de la Cinta. MIss Whitney es la señora que viste de claro. Acto de inauguración que presidió una imagen de la Virgen de la Cinta. MIss Whitney es la señora que viste de claro.

Acto de inauguración que presidió una imagen de la Virgen de la Cinta. MIss Whitney es la señora que viste de claro. / Nuevo Mundo · Archivo Sugrañes

Comentarios 0

La Virgen de la Cinta ha estado siempre presente en los grandes acontecimientos de la vida de la ciudad. A pesar de ser una imagen mural ha tenido siempre una talla peregrina que ha ofrecido esa cercanía a la gente, que aquí siempre gusta en las procesiones, porque así la tiene más cerca. Más allá de la procesión de los marineros de antaño -que se inició gracias al ofrecimiento del indiano Francisco Martín Olivares, en el siglo XVIII-, y las que hoy se celebran, la Virgen ha estado siempre cerca de todos participando en los grandes acontecimientos de la ciudad.

Una presencia de la Virgen de la Cinta que también se ve en las reproducciones de su imagen que, más allá de la devoción privada en las casas de los onubenses, aparece en hechos tan importantes como en la inauguración del Monumento a Colón en la Punta del Sebo, del que ahora se cumplen 90 años y, por ello, tantos acontecimientos colombinos se han venido celebrando en estos meses.

Desfile de la tropa ante las autoridades. Se puede ver el cuadro de la Virgen de la Cinta. Desfile de la tropa ante las autoridades. Se puede ver el cuadro de la Virgen de la Cinta.

Desfile de la tropa ante las autoridades. Se puede ver el cuadro de la Virgen de la Cinta.

La Virgen de la Cinta estuvo presidiendo este gran acontecimiento para Huelva por su vinculación colombina. Un hecho que nos recuerda la llegada de Cristóbal Colón a la ermita del Conquero para cumplir la promesa de toda la tripulación que se encomendó a la Virgen, en la travesía de regreso. Un hecho del que se tiene un recuerdo en el altar del santuario en un azulejo de Daniel Zuloaga, del que el próximo año se conmemorará el centenario de su colocación.

La inauguración del monumento se fijó para el 21 de abril de 1929, así lo informa también el arcipreste de Huelva y párroco de la Concepción, Pedro Román Clavero, al arzobispo tras la celebración de la Semana Santa, que le autorizaba para la bendición de tan colosal escultura.

La lluvia de la mañana de la inauguración no consiguió deslucir tan importante acto. Así a las doce del mediodía se procedió a la bendición a cargo del propio Pedro Román Román, aparece en las imágenes gráficas del acto con su capa pluvial su bonete, que algo le cubriría de tanta lluvia.

Nuestro octogenario sacerdote ofreció una imagen entrañable. La revista The Art, de New York, publica en septiembre de aquel año un artículo sobre la inauguración, que parece como contado por la propia Gertrude. Al referirse a la bendición recuerda que “un pequeño modelo de la Santa María pasó flotando y un sacerdote tan mayor que parecía haber bendecido a la Santa María original, que agregó agua bendita a la lluvia del cielo. Incluso él, en su absorción, se veía como si también se sintiera conmovido por el significado romántico de esta impresionante ceremonia”.

Se había instalado un altar en el monumento que presidía una reproducción en un artístico marco de la imagen de la Virgen de la Cinta. Aquí, ante la Patrona de Huelva, se pronunciaron los discursos del presidente del Gobierno, general Primo de Rivera, del duque de Alba y del embajador de los Estados Unidos, mr. Hammond; en presencia del infante don Carlos y la escultora neoyorkina Gertrude Vanderbilt Whitney, autora del monumento que, además, llevaba la representación de la Columbus Memorial Fund.Delante de ellos en el espacio que presidía la imagen de la Virgen de la Cinta se procedió también a los desfiles de la tropa del crucero español Almirante Cervera y del norteamericano Raleigh que acudieron al acto a rendir honores.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios