Huelva

Comercio, hostelería y turismo se encomiendan a la recta final

  • Todos los sectores miran con optimismo la llegada de la Fase 3 y confían en salvar el verano

  • Los comerciantes han sufrido en Huelva un recorte de hasta el 80% en las dos fases previas

Preparativos ayer en el exterior de un restaurante en primera línea de playa en el núcleo lepero de La Antilla. Preparativos ayer en el exterior de un restaurante en primera línea de playa en el núcleo lepero de La Antilla.

Preparativos ayer en el exterior de un restaurante en primera línea de playa en el núcleo lepero de La Antilla. / Josué Correa

La llegada de la Fase 3, ya con los desplazamientos permitidos entre las provincias andaluzas y un menor número de restricciones, ha sido saludada con esperanza en la provincia de Huelva. La jornada de ayer fue de reencuentros familiares, de llegada de más visitantes a la costa onubense y de clientes apostados de nuevo en la barra de los bares. Y la hostelería, el comercio y el turismo esperan que deje también en las dos próximas semanas nuevos argumentos para mirar con optimismo la inminente temporada veraniega.

De entrada la voluntad de que así sea es clara. Cada paso suma en el progresivo avance hacia la normalidad. Las restricciones se han suavizado y desde esta semana los bares ya pueden tener sus terrazas a un 75% de su aforo habitual y el interior de los locales, a la mitad. Igual que los comercios, que quieren ver un panorama más despejado después de la dura hibernación forzada por la pandemia.

Cuenta el presidente de Huelva Comercio que vienen de sufrir un gran recorte en las ventas durante el inicio de la desescalada, en las fases 1 y 2. “La facturación estas semanas ha estado entre el 20 y el 25% de la habitual en estas fechas”, asegura Antonio Gemio. Por eso no hay otra que recibir esta nueva etapa “con mucho optimismo”.

Rafael Acevedo visualiza en el momento actual “una luz al final de un túnel que todavía está bastante oscuro”. El responsable de la patronal de hostelería, Bareca, ya ha dicho varias veces que éste va a ser un bache del que va a costar salir. Habla de “año y medio” porque ha sido mucho el terreno perdido en estos tres meses.

Pero no se cierra al pesimismo Acevedo. Ya el hecho de medidas incorporadas como la ampliación de aforos y el consumo en barra ayudan a que “el cesto coja forma”. “Hemos perdido fechas muy importantes para el sector, como la Semana Santa, el mes de comuniones, las cruces de mayo, el Rocío”, recuerda, pero entiende que ahora les va “a venir muy bien que la movilidad se permita ya entre provincias y que pueda venir gente de fuera a consumir aquí”.

Desde el Consejo Empresarial de Turismo de la FOE, Luis Arroyo apunta ya a este próximo fin de semana, en el que se espera la llegada de muchos visitantes de Sevilla, alentados por el puente del Corpus Christi, festividad en la capital hispalense, que ha empezado a animar las reservas en establecimientos turísticos.

Una mujer con mascarilla pasa por un acceso a la playa. Una mujer con mascarilla pasa por un acceso a la playa.

Una mujer con mascarilla pasa por un acceso a la playa. / Josué Correa

Comerciantes y hosteleros, sin embargo, coinciden en señalar la necesidad de que se pierda el miedo entre la ciudadanía. Aseguran que es uno de los principales escollos actualmente.

“Las primeras semanas de apertura –cuenta Rafael Acevedo– se ha notado que la clientela de edad más avanzada se ha resistido más a ocupar las terrazas. La mayoría de la gente ha salido de casa con mucho respeto pero creemos que poco a poco hay más confianza para volver a bares y restaurantes, con naturalidad, sin dejar de tomar las precauciones debidas”.

Importancia del consumo

Antonio Gemio, por su parte, habla de otro temor percibido por los comerciantes entre los consumidores: “Hay gente afectada por ERTE en su empresa que está conteniendo el gasto, guardando por miedo a la amenaza económica. Pero no nos beneficia nada que se esté hablando continuamente de crisis”, afirma convencido de que una de las recetas para la recuperación es a activación del consumo entre las familias. “Tenemos que borrar ese miedo y trasladar confianza para que se mire al comercio de proximidad”.

También durante este tiempo se han sucedido los mensajes para que así sea. Como la ventaja de no sufrir aglomeraciones, frente a los centros comerciales, o la seguridad que transmite la rigurosidad con que se han adoptado las medidas preventivas de higiene en todos los establecimientos.

A ello se puede unir, como añade el presidente de Bareca, la llamada directa a los onubenses para consumir en la propia provincia. “Ahora es el momento de ayudar y de gastar dinero en Huelva”. Nada mejor para la economía local, insisten. Ningún modo mejor de defender la tierra propia. Aunque un capítulo importante será la llegada de capital de fuera.

Para la temporada turística veraniega a la vuelta de la esquina, el turismo nacional será fundamental. El regional, por supuesto. Aunque sin perder de vista el internacional, parte importante para la evolución del destino.

Desde el Círculo Empresarial de Turismo se recuerda que hay hoteles muy vinculados a touroperadores internacionales que dependerán también de los mensajes que salgan al exterior. Por ello sería conveniente, aseguran, que “no se lancen mensajes que puedan perjudicar en un momento en el que los clientes toman decisiones”, como el referido a los periodos de cuarentena para extranjeros, dada, además, la competitividad de otros destinos frente a España.

Frontera con Portugal

Por ello hablan de reactivar la frontera con Portugal cuanto antes y de habilitar “corredores de seguridad” también con el país vecino. No hay que olvidar, apuntan, que “el 54% de la clientela internacional en Huelva es portuguesa”, y que otra fuente importante de entrada es el aeropuerto de Faro.

Aún así, en el Círculo barajan ya en estos momentos cifras generales de reservas en los hoteles de Huelva en torno al 25% para los meses de julio y agosto, y con esperanzas de que septiembre sea un mes mejor, incluso. “Habrá que esperar todavía un par de semanas para hablar de cifras más válidas para este verano”, apuntan.

En el Consejo Empresarial de Turismo, explica Luis Arroyo, el foco está puesto en la venta que se haga del destino como lugar seguro, de baja incidencia del Covid-19 estos meses y libre de las aglomeraciones de otros puntos en el litoral andaluz y español.

Eso sí, reclaman más celeridad a la Junta para el diseño y aplicación del plan de playas. “Hemos perdido un tiempo valioso para haber probado con público local en las fases previas. Confiamos en que no se espere más”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios