Bienal de Flamenco

La guitarra gana protagonismo en la Bienal con el ciclo 'El templo de la seis cuerdas'

  • Paco Jarana, Alfredo Lagos, Pedro María Peña, Rafael Rodríguez, David Carmona y Santiago Lara ofrecerán seis conciertos en los que mostrarán los distintos colores de la sonanta flamenca

  • Los recitales tendrán lugar desde el jueves 13 al sábado 22 de septiembre a las 19:00 en el Espacio Turina

El director de la Bienal junto algunos guitarristas del ciclo y José Luis Postigo, de la Casa de la Guitarra. El director de la Bienal junto algunos guitarristas del ciclo y José Luis Postigo, de la Casa de la Guitarra.

El director de la Bienal junto algunos guitarristas del ciclo y José Luis Postigo, de la Casa de la Guitarra. / Belén Vargas (Sevilla)

Que la guitarra tuviese un lugar más destacado en la Bienal de Sevilla era una de las principales demandas de artistas y aficionados que encontraban escasa y, muchas veces hasta anecdótica, su presencia en las programaciones. Por eso, en su XX edición, el director de la cita, Antonio Zoido, ha querido saldar la deuda con el que es, según sus propias palabras, "el instrumento rey del flamenco", y dedicarle "su merecido protagonismo" con el ciclo El Templo de las seis cuerdas que acogerá desde el jueves 13 al sábado 22 de septiembre el Espacio Turina, "probablemente el sitio con la mejor acústica para disfrutar de su sonido", ha matizado.

Así, los guitarristas Paco Jarana, Alfredo Lagos, Pedro María Peña, Rafael Rodríguez, David Carmona y Santiago Lara ofrecerán en el citado teatro de la calle Laraña seis conciertos (todos a las 19:00) en los que mostrarán los infinitos colores y matices que encierra la sonanta flamenca, como han dejado ver este miércoles en el adelanto que han ofrecido a los periodistas en la Casa de la Guitarra, y, al mismo tiempo, podrán presentar al público sus distintos universos creativos que abarcan desde influencias de otras músicas como el jazz a las composiciones más clásicas o las raíces más jondas.

En este sentido, Paco Jarana, será el encargado de abrir el jueves 13 el ciclo con Flamencorio, su último proyecto como solista en el que estará acompañado del también guitarrista Manuel de la Luz, Antonio Coronel y Rafael Heredia en la percusión y Oruco a las palmas. El sevillano, uno de los intérpretes más sólidos del panorama flamenco, ha acompañado a figuras como Mario Maya, Arcángel, El Lebrijano o Eva la Yerbabuena, con quien ha desarrollado una imprtante trayectoria en la composición musical de de sus espectáculos.

Por su parte, el viernes 14 es el turno de Alfredo Lagos, que presenta Sonanta Club, "un estreno a todos los niveles porque hay piezas que tocaré por primera vez sobre un escenario", ha explicado el artista. En concreto, el jerezano, que ha recibido importantes reconocimientos a lo largo de toda su trayectoria, llega a la cita junto a Guillermo McGuill a la batería, José Atero a la guitarra eléctrica y acústica, y Antonio Corrales al contrabajo, para dar rienda suelta a sus inquietudes y recorrer "versiones sui géneris de temas que me han gustado desde siempre y en los que se percibe influencias jazzísticas y de otras músicas, como boleros, en los que pondré mi acento flamenco", tal y como ha explicado.

El sábado día 15 le seguirá Pedro María Peña con El paseo de las delicias, su ópera prima como compositor y guitarrista de concierto que será además el título del próximo disco que estrena con este recital. Aquí, el artista lebrijano, recoge un concepto musical abierto y personal, fruto de una vida dedicada "siempre al flamenco", ya sea como guitarrista, acompañando a su tío Juan Peña 'El Lebrijano', o como director y productor de espectáculos, en los que "nunca he dejado de tocar, componer, guardar cosas", asegura. En este sentido, la propuesta de Pedro María Peña, en la que también estarán presentes Anabel Valencia al cante y Faiçal Kourrich, como artistas invitados, además de los coros-palmas de Sergio Aguilera y Pedrito Peña y las percusiones de Tete Peña, es la de un artista de espíritu inquieto con una personal forma de expresarse.

Sin duda, uno de los más esperados es el concierto que ofrecerá el jueves 20 de septiembre, Rafael Rodríguez, un maestro del acompañamiento al cante y al baile que ha dejado momentos memorables en la Bienal de Sevilla -siendo incluso Giraldillo al Acompañamiento en 2008- pero que no había tenido hasta ahora oportunidad de exhibir su toque en solitario. De hecho, el sevillano confesó sentir cierto vértigo por el ofrecimiento, "aunque rápidamente pensé ¡quién dijo miedo!, total a mis 60 años no creo que vengan a decirme nada", bromeaba. Su recital, que lleva por título Dejándome llevar y que contará con su hija Isa Rodríguez, a la batería, el saxo de Gautama del Campo, Popo al bajo, los vientos de Diego Villegas y el violín de Alexis Lefevre, será por tanto una excelente oportunidad para escuchar la riqueza de su toque en sus solos, "donde espero estar inspirado e improvisar según vaya sientiendo", y descubrir su faceta "más hippy", con temas como Taberna Águilas, un homenaje al mítico bar de la Alfalfa o Cara Verde, "de la época en que nos reuníamos en el Parque de las Delicias a beber litronas y hacer cositas funkys", relataba.

El toque más jondo lo pondrá David Carmona el viernes 21 con Un sueño de locur', su primer trabajo discográfico que presentó con gran éxito de crítica el pasado año en el ciclo de los Jueves Flamencos de Cajasol. El joven granadino, considerado por muchos un niño prodigio de la guitarra, plasma en este proyecto "una historia vivida" que en su caso está marcada por una niñez donde "el flamenco era el protagonista de los momentos más importantes de la casa", por una adolescencia como discípulo del maestro Manolo Sanlúcar, con quien ha estado aprendiendo desde los 13 años, y por una etapa "más caótica y macabra" de compromiso con el instrumento y de búsqueda de composiciones propias. El disco, que salió al mercado en marzo con la participación del propio Sanlúcar, en la producción, Estrella Morente, Arcángel o Tino Di Geraldo, entre otros, lo interpretará en la Bienal con el guitarrista Óscar Zoilo, la cantaora Carmen Molina, el percusionista Agustín Diassera, Los Mellis al compás y el cantaor Luis El Zambo, como artista invitado.

Por último, el jerezano Santiago Lara, que alberga prestigiosos premios como el Nacional de Arte Flamenco de Córdoba y cuenta con una avalada trayectoria también como director y productor musical, pondrá el broche de oro el sábado 22 con Una guitarra de dos caras, "un concierto que llevaba mucho tiempo queriendo mostrar en la Bienal de Sevilla", declara. Como él mismo ha explicado, en este recital se podrá disfrutar de toda su versatilidad artística incluyendo composiciones propias, versiones de maestros como el citado Sanlúcar o Sabicas y parte de su Flamenco tribute to Pat Metheny, último trabajo que estrena en la ciudad con el acompañamiento de Miguel López Lenon al piano, la percusión de Perico Navarro, el bajo eléctrico de Ignacio Cintado, las palmas y percusión de Faé Ramos, y las palmas de Javier Peña.

Las entradas oscilan entre los 15 y los 18 euros y se pueden adquirir en la página web  de la Bienal de Sevilla.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios