VOLVEMOS A LAS PLAYAS Y AL INTERIOR Vícar, un enclave privilegiado para dominar el Poniente

  • Desde la sierra de Gádor ofrece acueductos romanos, vestigios de culturas prehistóricas, iglesias-fortalezas de estilo mudéjar y turismo y deporte activo al aire libre

  • Cine y palomitas sin salir del coche

Vícar, un enclave privilegiado para dominar el Poniente

Vícar, un enclave privilegiado para dominar el Poniente

De profunda tradición agrícola y a lo largo y ancho de 64 kilómetros cuadrados de superficie en las faldas de la sierra de Gádor, Vícar mantiene núcleos importantes para el visitante como La Gangosa, Puebla de Vícar y Las Cabañuelas. Pero son los enclaves en la sierra de Gádor los que componen el principal reclamo turístico de un municipio cuya historia nos sumerge en los asentamientos de árabes y romanos y cuyo casco antiguo está rodeado de árboles frutales y paredes rocosas.

Allí, en la Villa de Vícar, se pueden admirar diversos vestigios de lo que fue la cultura prehistórica de El Argar, desde el Barranco del Cura. También los acueductos de Carcauz, que datan de la época romana, al igual que el acueducto de los Veinte Ojos, catalogado como el cuarto más grande de España.

Otro sitio representativo es la Iglesia-Fortaleza de San Benito, de estilo mudéjar, un destacado ejemplar de “iglesia-fortaleza”, variedad tipológica característica de la provincia almeriense durante el siglo XVI.

Acueductos romanos en Vícar Acueductos romanos en Vícar

Acueductos romanos en Vícar

Pero hay más. Durante los últimos años, tanto el entorno del Peñón de Bernal como de la Fuente del Tartel han sido dados a conocer en las distintas publicaciones relacionadas con el turismo o el deporte activo al aire libre, como una zona ideal para la práctica del senderismo, montañismo o el cicloturismo, además de por sus espectaculares vistas panorámicas que dominan todo el Poniente almeriense, y que pueden observarse desde un entorno de gran valor geológico y rodeado de especies vegetales como el tomillo de roca, los conejillos y el Sonchus pustulatus, ésta última una especie iberonorteafricana incluida en la Lista Roja de la Flora Vascular de Andalucía.

Desde el Ayuntamiento de Vícar se viene trabajando en la promoción de estos enclaves que forman parte del patrimonio natural del municipio, incluyendo los mismos en las diversas actividades, especialmente de índole deportivo.

A la Vícar Bárbara, prueba ciclista en la modalidad de mountain bike que se desarrolla por los citados enclaves y que rinde homenaje a Vícar y a su patrimonio natural y cultural, se suman la belleza paisajística de parajes como El Tartel, el Peñón de Bernal, la Villa de Vícar o La Envía y las vistas en el horizonte hacia la unión de los dos mares, el Mediterráneo y el mar de plástico.

A las posibilidades del turismo activo que ofrece Vícar acompaña el turismo de calidad que ofrece La Envía Golf, así como del turismo cultural representado por ‘Paseando entre Velas’ o el Hip Hop Street Festival. O la casa del marqués de Casablanca, una denominación que hace referencia al cortijo de Casablanca y a un título que concedió el rey Felipe V a Luis Maza de Mendoza y Montalvo en 1712, y que es visitable.

‘Vícar es mucho’ y proyecta la imagen turística y de ciudad moderna en que se ha convertido Vícar, distinguida actualmente con los reconocimientos de Ciudad Amiga de la Infancia, en grado de Excelencia, Ciudad Educadora y Ciudad Amigable con las Personas Mayores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios