Provincia

El obispo de Huelva bendice el nuevo retablo de San Antonio de Higuera en un acto histórico

  • Monseñor Gómez Sierra se encuentra con los ancianos del Virgen del Prado, los ediles y los consejos parroquiales de la localidad

Autoridades con el obispo de Huelva, ante el nuevo retablo de San Antonio. Autoridades con el obispo de Huelva, ante el nuevo retablo de San Antonio.

Autoridades con el obispo de Huelva, ante el nuevo retablo de San Antonio. / J.M. Brazo Mena (Higuera de la Sierra)

En su primera visita a Higuera de la Sierra, el nuevo obispo de Huelva, Santiago Gómez Sierra, presidió ayer la bendición del nuevo retablo de la ermita de San Antonio, en un histórico acto que ha contado con un escaso número de asistentes, entre autoridades municipales, representantes de hermandades y grupos parroquiales, debido al reducido aforo de la capilla y a las normas establecidas en los lugares de culto por la pandemia de la Covid-19.

Así, el día grande para Higuera arrancaba con una ceremonia en la ermita del santo con la interpretación musical del Canon de Pachelbel, a cargo de dos jóvenes flautistas locales, para continuar con las palabras del hermano mayor, Teodomiro Díaz, quien lamentó que "no pudieran estar más personas en la capilla", además de agradecer "los donativos que se han recaudado para el nuevo retablo".

La nueva estructura de madera ha sido construida por el dorador restaurador Manuel Rodríguez, y se compone de mesa de altar, sagrario, hornacina central para San Antonio, con dos capillas laterales flanqueadas por columnas de estilo corintio en oro, teniendo como remate otra pequeña capilla central con un relicario en metal que contiene una reliquia del santo. "El retablo, según su autor, es de estilo neoclásico con algunos detalles barrocos".

Por su parte, el alcalde higuereño, Enrique Garzón, subrayó en el acto "la labor de la parroquia y en concreto de las hermandades locales por mantener y acrecentar el patrimonio artístico – cultural del pueblo", además de destacar "las buenas relaciones existentes entre el Obispado de Huelva y el Ayuntamiento de Higuera de la Sierra, que han participado en convenios y proyectos comunes en estos últimos años".

La música del Ave María de Schubert dio paso al rito de bendición realizado por Gómez Sierra. Después de las oraciones, el obispo dirigió unas palabras de felicitación a todos los presentes, a las hermandades, y a todos los higuereños, representados por su alcalde, además de destacar destacó que "la ermita de San Antonio es como el corazón de barrio, y así está llamado a seguir siendo".

El instante en que el obispo de Huelva bendijo el retablo de San Antonio. El instante en que el obispo de Huelva bendijo el retablo de San Antonio.

El instante en que el obispo de Huelva bendijo el retablo de San Antonio. / J.M. Brazo Mena (Higuera de la Sierra)

Añadió, que "si seguimos el ejemplo de los santos, seguiremos haciendo barrio, amistad social, pueblo, vecindario, cercanía, en una sociedad tan crispada y afilada, con todos los bordes y fronteras que nos separan, en vez de tender puentes que nos unan". El emotivo acto, cuya presentación estuvo a cargo de la secretaria de la Hermandad de San Antonio, Alicia Pedraza, concluyó con la interpretación musical de Hallelujah.

Con posterioridad, el prelado hizo un recorrido por edificios emblemáticos de Higuera como la Residencia Hogar Virgen del Prado, institución fundada por el sacerdote Francisco Girón, en proceso de canonización; la Casa Consistorial, donde estreno el libro de visitas, y la parroquia de San Sebastián, enclaves donde mantuvo distintos encuentros con los ancianos residentes, autoridades municipales y responsables de los consejos parroquiales, respectivamente.

Antes de finalizar su recorrido por el pueblo, el obispo conoció de primera mano las obras de reforma que se han llevado a cabo en las fachadas y la majestuosa torre de iglesia principal, de la que se ha suprimido el cuerpo adosado para el antiguo reloj, al igual que en la zona colindante del templo, que se ha convertido en peatonal, tras los acuerdos suscritos entre el Obispado de Huelva y el Consistorio.

Una vez en el templo, el titular del Obispado pudo contemplar las obras de artes que se custodian en el interior, especialmente la colección de imágenes del escultor higuereño Sebastián Santos Rojas, a las que monseñor Sierra Gómez prestó especial atención, para concluir con una misa, oficiada por el obispo, a la que asistieron los niños de catequesis, catequistas y familiares, grupos parroquiales y feligresía.

Al finalizar el ejercicio religioso, el párroco, Jaime Cano, agradeció la labor realizada por las hermandades y por todas las personas que colaboran en las diferentes tareas parroquiales, señalando que “todos estos actos deben llevar a la evangelización de nuestra sociedad”. El presbítero concluyó con unas afectuosas palabras dirigidas al obispo “por su presencia en un día tan importante para la Hermandad de San Antonio y para Higuera”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios