Cultura

Llámalo hache

Multicines La Dehesa Islantilla, CineBox Aqualon Puerto Huelva, CineVip Lepe, El Condado Cinemas 7 y Al Andalus Punta Umbría.- T. O.: 'Tengo ganas de tí'.- Producción: España, 2012.- Duración: 124 minutos.- Dirección: Fernando González Molina.- Guión: Ramón Salazar basado en la novela 'Tengo ganas de tí' de Federico Moccia.- Fotografía: Xavi Giménez.- Música: Manuel Santisteban.- Montaje: Irene Blecua.- Intérpretes: Mario Casas, Clara Lago, María Valverde, Ferrán Vilajosana, Marina Salas, Diego Martín, Nerea Camacho, Antonio Velázquez

Realmente estamos ante la segunda parte o continuación de Tres metros sobre el cielo, que vimos hace dos años. Es evidente que se ha tratado de repetir el éxito de aquella, que se convirtió en uno de los grandes éxitos de taquilla del cine español de los últimos tiempos. Se repite así el predicamento que han despertado en las librerías y después en el cine las novelas de Federico Moccia. Varias de ellas, tanto aquí como en Italia, han tenido esa consecuencia favorable en su versión cinematográfica. Estas producciones españolas no son una excepción sino todo lo contrario.

Y así Tengo ganas de ti, sigue la venturosa fortuna taquillera de su precedente, convirtiéndose a pasos agigantados en lo que puede ser el éxito del cine español de la temporada. Todo para mostrarnos como Hache, el protagonista de esta historia, regresa a su casa después de pasar una temporada en Londres. Ha tratado de borrar el recuerdo imborrable de su primer amor, Babi, e intenta reconstruir su vida. Lo cree posible a través de una nueva relación con Gin, una chica distinta, más vital y descarada, "que hace lo que le da la gana sin darle explicaciones a nadie", como dice Hache. No todo parece fácil y el reencuentro con Babi, puede avivar arraigados sentimientos.

Como en todas las novelas de Moccia el relato parece retroalimentarse de los mismos argumentos, con lo que uno tiene la certidumbre de que cuanto ocurre parece haberlo visto ya y por lo tanto es del todo previsible. Estamos ante esquemas muy parecidos a los de su precedente, combinando la historia romántica y el melodrama con tintes de series juveniles de televisión, ideal para espectadores jóvenes y sobre todo adolescentes, poco exigentes y a quienes gustan estos temas.

Entonces tenemos una sucesión inevitable de excesos juveniles: alcohol, droga, sexo, embarazos indeseados, agresividad, violencia, lágrimas, infidelidades, problemas familiares, carreras de motos y apuestas de todo tipo, con sus dosis adecuadas de melodrama y sentimentalismo para tratar de conmover la fácil sensibilidad de un público entregado. Mario Casas repite su papel y cumple. Lástima que su vocalización no sea la adecuada como le pasa a la mayoría de los intérpretes jóvenes españoles sin experiencia teatral. Ellas, Clara Lago, María Valverde y Marina Salas, de un perfil físico muy similar, presentan actuaciones bastante irregulares.

En suma el clásico producto Moccia trasladado al cine. No descarten una tercera parte. Sobre todo si ésta sigue funcionando bien en la taquilla. En fin… llámalo Hache, como se llama el protagonista. O llámenlo como quieran. Al final siempre irá de lo mismo.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios