Huelva

Un recurso retrasa la remodelación de la avenida Francisco Montenegro

  • Las obras fueron adjudicadas a la empresa Sando, pero Jiménez y Carmona reclamó la consideración que se le hizo de baja temeraria

Estado actual de la avenida Francisco Montenegro. Estado actual de la avenida Francisco Montenegro.

Estado actual de la avenida Francisco Montenegro. / Josué Correa (Huelva)

La anunciada remodelación de la avenida Francisco Montenegro, uno de los proyectos estrella de integración en la ciudad presentado por parte del anterior presidente de la Autoridad Portuaria de Huelva, está momentáneamente paralizada debido al recurso de una de las empresas que concurrió al concurso público y que fue calificada como baja temeraria, al entender que su oferta, era notablemente inferior al presupuesto contemplado en la misma. Este es el motivo por el que una de las obras estrella de cara a la transformación de la ciudad que deberá llevar a cabo el Puerto onubense todavía no ha sido presentada, ya que se está a la espera de que se solvente.

Según ha podido conocer Huelva Información, el Puerto de Huelva firmó el pasado día 11 de junio un anuncio sobre la suspensión cautelar en cumplimiento de lo establecido por el Tribunal Central de Recursos Contractuales, interpuesto a instancias de la empresa Jiménez y Carmona SA, en relación a su exclusión de la adjudicación de dichas obras.

En efecto, un mes antes, el órgano de contratación de al Autoridad Portuaria de Huelva, acordaba “declarar en baja temeraria por sus bajos importes, a las ofertas presentadas por la Unión Temporal de Empresas Vías y Construcciones SA-Eiffage infraestructuras SAU, Jiménez y Carmona SA y la constituida por Obrascón Huarte Lain SA y Canteras Reunidas de Huelva, de acuerdo con los términos señalados por el acta de valoración y la propuesta de adjudicación.

En el mismo acto, se declaraba la adjudicación del proyecto de acondicionamiento de la avenida Francisco Montenegro, a la empresa Construcciones Sánchez Domínguez Sando, por un presupuesto de 9.668.09,58 euros y un plazo de ejecución de un año “por considerar que es la oferta económicamente más ventajosa”. Jiménez y Carmona, que presentó un presupuesto de 9.534.553,64 euros, el tercero más bajo entre todas las sociedades que concurrieron al concurso público, presentó una reclamación el pasado 3 de junio en la que entendía que su oferta no debía ser calificada como baja temeraria, aunque no solicitaba la suspensión automática de la tramitación del expediente.

Imagen del estado actual de la avenida Francisco Montenegro. Imagen del estado actual de la avenida Francisco Montenegro.

Imagen del estado actual de la avenida Francisco Montenegro. / Josué Correa (Huelva)

Entre sus argumentos se indica que dispone de un parque de maquinaria propio, que tiene implantación con medios técnicos permanentes para la Autoridad Portuaria de Huelva, que tiene experiencia en la gestión de proyectos bajo regímenes de concesión de explotación y en obras similares. En las conclusiones finales, la empresa recurrente asegura que “tiene ventajas significativas y específicas para la obra en cuestión que otros competidores no manifiestan. Al hacerse firme la propuesta de otorgamiento bajo el régimen de concesión administrativa de las instalaciones resultantes del proyecto constructivo, la empresa adquiere un rol diferente en la concepción del proyecto, pues su participación no cesaría con la construcción, sino que perduraría en el tiempo, al hacerse partícipe de la explotación, por lo que el riesgo se reduce significativamente”.

Tres imágenes de otros tantos tramos de la avenida según la presentación del proyecto. Tres imágenes de otros tantos tramos de la avenida según la presentación del proyecto.

Tres imágenes de otros tantos tramos de la avenida según la presentación del proyecto. / Josué Correa (Huelva)

El presupuesto final de la obra sobrepasaba los 12,1 millones de euros, para un proyecto especialmente mimado por los actuales responsables del Puerto de Huelva y que supone el replanteamiento completo de la vía que discurre desde el antiguo cargadero de la compañía Riotinto, hasta la Punta delSebo.

Las nuevas instalaciones portuarias, ubicadas en el Puerto Exterior, la nueva distribución urbanística determinada por la entrada en funcionamiento de la Zona de Actividades Logísticas y sus nuevos accesos desde la H.30, hacen que el tráfico portuario e industrial se haya ido desviando desde Francisco Montenegro hasta dicha autovía, con lo que se pretende darle a la primera “un carácter más urbano, mediante la eliminación de elementos obsoletos como las antiguas vías del ferrocarril, el pavimento de hormigón o la regeneración de la margen izquierda del la ría del Odiel, que consigue que los ciudadanos se acerquen más a la zona”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios