Jornada laboral

El 60% del pequeño comercio carece de un registro del horario laboral

  • El 90% de los negocios onubenses que han implementado la contabilización horaria prefiere hacerlo de forma manual

  • Los empleados de la hostelería son los más castigados

Una trabajadora emplea el sistema digital de huella para acceder a su puesto. Una trabajadora emplea el sistema digital de huella para acceder a su puesto.

Una trabajadora emplea el sistema digital de huella para acceder a su puesto. / Alberto Domínguez (Huelva)

Cinco meses después de la aplicación de la normativa por la que las empresas deben registrar la jornada laboral de sus trabajadores, la situación no dista mucho de la que era en marzo. Los pequeños y grandes comercios onubenses continúan con el mismo método de registro con el que dieron la bienvenida a la entrada en vigor de la norma, si bien es cierto que alrededor del 60% de los pequeños negocios no han implementado ningún tipo de registro, según dictamina Comisiones Obreras (CCOO).

El papel se posiciona como el método favorito para las pequeñas empresas en detrimento de las grandes compañías que han implementado el registro mediante programas informáticos o a través de hardware – sistema de fichaje por huellas, por ejemplo –. Concretamente, CCOO cifra en un 90% los negocios que contabilizan las horas de sus empleados de forma manual.

Los pequeños negocios optan por el proceso más rudimentario debido a que no tiene que acometer un coste inicial elevado del determinado programa. El papel es más barato y permite, igualmente, el almacenamiento del resumen mensual que se entrega a los trabajadores y se deja en Inspección. Sin embargo, desde CCOO señalan que este procedimiento “no es fiable ni garantista con los trabajadores en muchos de los casos”. Tal apreciación se fundamental en la facilidad con la que la firma del trabajador “se manipula”, además de que en numerosos establecimientos no “hay ninguna implantación sindical”.

Los Ángeles Alimentación, emplazado en la calle Rábida, muestra a Huelva Información la hoja en la que los trabajadores anotan su jornada laboral. Su propietario, Santiago Aguado, considera que es el método más “sencillo” para los negocios que tienen pocos empleados y permite, de igual forma, “la contabilización de horas extras de los trabajadores”. Asimismo, insiste en que, aunque no es un método innovador, “supone un ahorro importante en costes”.

Esta opinión es compartida también por la pastelería Nova Ruiz, ubicada en la calle Periodista Luca de Tena. Desde la confitería aseguran que es el “proceso más fácil”, pero además añaden que el registro horario resulta complejo para aquellos negocios que “no tienen horarios fijos”. Esto se vertebra en la jornada que puede tener unaconfitería al uso, pues presenta enormes variaciones entre los días entre semana y los sábados y domingos. Igualmente, en verano la situación cambia drásticamente porque “únicamente se trabaja medio día”, apuntan desde Nova Ruiz. En base a ello, son varios los negocios que, con sus atípicos horarios, consideran que el registro de la jornada laboral difiere del resto de empleos, por lo que el trato debería ser también distinto.

Los sindicatos consideran que, desde la implantación de la normativa en el mes de marzo, se han producido avances, pero “aún son mínimos”. En este sentido, una de las grandes noticias según la Unión General de Trabajadores (UGT)es que desde la entrada en vigor del control horario la realización de las horas extras se ha reducido en Huelva en un 12% respecto al mismo período del año anterior. No obstante, CCOO y UGT apuntan que “hay mucho que hacer” y se marcan como objetivo la puesta en marcha de campañas que insten a Inspección a realizar visitas a los negocios para que puedan cerciorarse de la precisión de los registros horarios.

El sector que más control tiene en cuánto a empleados se refiere es el de la industria, así como el del comercio en grandes compañías. No obstante, los grandes fraudes se producen en la “hostelería”, según CCOO, que añaden que “ahí es donde es necesario trabajar para dignificar las condiciones laborales”.

La evidencia del riguroso control que existe en las grandes empresas del sector industrial se hace palpable en la Asociación de Industrias Químicas, Básicas y Energéticas de Huelva (aiqbe), que integra grandes compañías del sector. De este modo, cada una de las empresa de la asociación se rige por convenios y contratos donde están marcadas las jornadas anuales de trabajo y cómo actuar en caso de exceso de la misma si lo hubiere.

Desde Aiqbe apuntan que en el sector industrial se cumple con la normativa implementada desde marzo, si bien es cierto que la implantación de la misma es anterior en este tipo de compañías. Sin embargo, desde la asociación onubense esperan “que la ley se pueda mejorar de forma que, por ejemplo, favorezca la conciliación familiar entre otros aspectos”.

Por su parte, los sectores dependientes de la administración pública cuentan con un registro horario muy riguroso, que varía respecto a los negocios privados. Es el caso de Emtusa, en la que fichan “con tarjetas personalizadas desde que surgió esta posibilidad”. Del mismo modo ocurre en el ámbito sanitario. El programa informático Gerhonte recoge en los diferentes módulos que integra la computación de horas que trabajan los enfermeros y los médicos con ánimo de que “el registro esté mecanizado de forma precisa”, según remarcan desde el Sindicato Médico de Huelva (SMH). Sin embargo, dentro del ámbito sanitario existe un vacío legal con los denominados médicos residentes, aquellos que tienen una vinculación laboral e informativa. Por ello, el sindicato apunta que las “guardias y rotaciones” modifican las horas que invierten estos médicos, las cuáles son “imposibles” de contabilizar.

La normativa del registro horario se implementó con objeto de obtener un cálculo riguroso de la jornada laboral. Sin embargo, los sindicatos denuncian que al haber dado la posibilidad de hacer el recuento de un modo manual, son varios los negocios que no cumplen con su cometido. A su vez, las inspecciones se antojan imprescindibles para que esta medida llegue a todos los establecimientos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios