Resumen de Sanidad de 2019

La Sanidad onubense se enfrenta al desafío de lograr más médicos

  • Desde el SAS se quieren ofertar contratos de mayor duración que sean más atractivos a los facultativos

El acelerador lineal donado por la Fundación Amancio Ortega.. El acelerador lineal donado por la Fundación Amancio Ortega..

El acelerador lineal donado por la Fundación Amancio Ortega.. / Correa (Huelva)

La palabra que hemos aprendido todos en 2019 es listeriosis. Saltó a la luz en pleno agosto causando hasta varios fallecimientos, ninguno de ellos en Huelva. Las secuelas de la carne mechada contaminada se saldaron en la provincia, con 17 personas afectadas, entre las que hubo que contar dos casos de meningitis que fueron superados sin secuelas. El tema del que Huelva Información fue el primer medio a nivel nacional en dar la noticia, tuvo repercusión internacional si bien como ya se investigó, el foco contaminante se encontraba en una empresa sevillana.

Como suele ocurrir en estos casos de fuerte preocupación social, se creó un enorme alarmismo respecto a qué se podía y no se podía consumir. Todo ello terminó con el control de todos los casos y la evidencia de que el brote estaba delimitado y ya no surgían más personas afectadas.La Sanidad onubense dio comienzo el año con enormes expectativas. Este ámbito de la sociedad se ha convertido en la estrella de las preocupaciones de los ciudadanos. Se venía de unos años en los que la crisis se había cebado en este ámbito asistencial teniendo en Huelva tintes casi trágicos manteniendo a la provincia en el furgón de cola en la comunidad. Había por lo tanto, enorme expectación para ver cómo abordarían la Sanidad onubense, los nuevos responsables.

Concentración de Basta ya y Sindicato Médico. Concentración de Basta ya y Sindicato Médico.

Concentración de Basta ya y Sindicato Médico. / Correa (Huelva)

Lo que sí es cierto por otro lado, es que los grandes desafíos están aún por verse hechos realidad. Esos son los casos del Hospital Materno-Infantil que como muy pronto, estará abierto en 2023 y la bochornosa situación del Chare de Lepe que está a la espera de que se pavimente un kilómetro de acceso desde la A-49 y se le dote de los servicios imprescindibles. Lo cierto es que hace ya años, que Huelva es la única provincia andaluza que no cuenta con un Chare pese a haber tres proyectados desde hace ya cerca de dos décadas.Los nombres se fueron conociendo poco a poco. Todos ellos habían sido muy beligerantes respecto a las directrices anteriores.

Causaron especial impacto, los nombramientos del director del Distrito Sanitario Huelva-Costa y Condado-Campiña, Antonio Ortega que había sido hasta ese momento, la cabeza más visible de la Plataforma Basta Ya que incluso había promovido jornadas de huelga. En el Juan Ramón Jiménez, Antonio León daba paso al primer gerente onubense de este hospital: el anestesiólogo José Luis Bonilla. Pero todo quedó ensombrecido ante el impacto que supuso que Paloma Hergueta pasara a ser la gerente del Hospital Infanta Elena.

Si había una persona que había sido crítica con los anteriores responsables de la Sanidad onubense, era ella. Con su Asociación Huelva, por una sanidad digna había sido la promotora de varias manifestaciones que por su seguimiento, tienen el derecho de considerarse históricas. Su paso a la gerencia no fue comprendido por todos. Incluso el médico granadino Jesús Candel Spiriman no ahorró en críticas y eso que habían coincidido en muchas de las reivindicaciones que se sostuvieron desde Huelva y Granada principalmente debidas a la política de fusión hospitalaria que se había sostenido desde la anterior Administración autonómica.

Lo cierto es que la Sanidad onubense llegaba a 2019 exhausta. La crisis se había cebado tanto en la atención hospitalaria como en los centros de salud. El negacionismo de sus responsables anteriores fue sustituido por claros indicios de voluntad por enderezar el rumbo. La primera prioridad que llegaba desde Sevilla era poner freno a las listas de espera que en Huelva estaban desbocadas. De ahí el anuncio del plan de choque para acabar con esas demoras en intervenciones quirúrgicas que arrancó a principios de abril. En los primeros días de diciembre, el 30% de todos los pacientes que estaban fuera de plazo habían pasado ya por quirófano lo que era una buena cifra. No pasaba lo mismo con las esperas en consultas externas y pruebas diagnósticas que siguen mostrando una evolución negativa.

En los datos que el SAS facilitó en junio, el global de onubenses que se encontraba en algunas de las listas de espera era de 72.000, una situación que hizo que el consejero Jesús Aguirre llegara a reconocer como de las peores de Andalucía.Junto a este problema de envergadura andaluza, había otros de carácter más provincial. Ese era el caso de la ausencia de una Unidad del Dolor. De hecho, Huelva era la única provincia de la comunidad que no contaba con un recurso asistencial de esta naturaleza. Contando con los recursos limitados que hay, se ha procedido a crear una unidad itinerante que recorre los tres hospitales de la provincia, lo que habla de cierta precariedad si bien habrá que esperar los primeros resultados.

Una de las cosas que se vio como prioritaria, era que los pacientes dejaran de ir hasta Sevilla para ser atendidos.Repercusión en Huelva tuvo también la donación de la Fundación Amancio Ortega de aceleradores lineales de electrones. El equipo llegó al Juan Ramón Jiménez en julio tras haberse realizado obras de acondicionamiento en el búnker que lo alberga, es de lo más puntero e innovador que puede encontrarse. Tan solo se encuentra a la espera de que el Consejo de Seguridad Nuclear dé el visto bueno para ponerlo en funcionamiento. Muchos problemas, por otro lado, tuvo el radiodiagnóstico. La obsolescencia de los TAC provoca que éstos se estropeen con cierta frecuencia, lo que conlleva más demoras a la hora de realizar las pruebas y un incremento enorme de las derivaciones a centros concertados.

Lo que no se ha corregido, al contrario se ha agravado, es el uso desmedido de las Urgencias hospitalarias. El flujo de usuarios ha crecido en tan solo dos años, un 7%. Esta tendencia puede considerada como un efecto del funcionamiento de la Atención Primaria que sigue levantando muchos dolores de cabeza a los responsables sanitarios. Los centros de salud, tanto de la capital como de la provincia, se ven ahogados por la falta de profesionales, especialmente médicos. Tanto desde los sindicatos como desde asociaciones profesionales se ha achacado esta carencia, a las malas condiciones laborales que se les ofrece, con contratos muy cortos lo que desde los actuales responsables se ha intentado corregir no siempre con éxito.

De este modo, y junto a las reivindicaciones sindicales, la Plataforma Basta Ya ha presentado una tabla de demandas que se resumen en que al menos, el médico tenga 10 minutos para atender a cada paciente. La escasez de médicos será no obstante, unas de las asignaturas pendientes en 2020 especialmente en Atención Primaria. Es aquí donde la media de edad de la plantilla es alta lo que planteará problemas en el futuro si no se toman decisiones que vayan en pro de unas mejoras en las condiciones laborales, que permitan a Huelva competir con otras provincias.

De enorme acierto puede calificarse la campaña promocional que en este año se hizo para promover la vacunación contra la gripe. Junto a iniciativas como poner un día, un puesto en la Plaza de las Monjas, hubo que sumar un equipo itinerante que recorría diferentes localidades. Se estima que el incremento en las vacunaciones será un 40% superior al de la campaña anterior.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios