Huelva

El coronavirus causa un desplome de un 57% en la facturación hotelera onubense en julio

  • El Círculo de Turismo apunta a un 44% de ocupación en julio y dice que será “la peor” temporada de la historia

Imagen de archivo. Unos turistas descansan en un hotel del litoral onubense. Imagen de archivo. Unos turistas descansan en un hotel del litoral onubense.

Imagen de archivo. Unos turistas descansan en un hotel del litoral onubense. / Alberto Domínguez

Ni que el fin del estado de alarma terminase a las puertas de la temporada estival y ni siquiera la disponibilidad al completo de las plazas hoteleras onubenses (unas 30.000) han servido para que el sector turístico alce el vuelo y remonte el parón sufrido en el confinamiento. Las consecuencias económicas de la pandemia ya no son futuras sino que están más presentes que nunca. El activo turístico principal de la provincia de Huelva son el sol y la playa. El turismo vacacional, que cada año superaba récords en números de viajeros y pernoctaciones y que afianzaba un desarrollo económico fundamental en esta esquina del sur occidental, se ha desplomado y este año se fraguará la peor temporada estival de la historia onubense, tal y como indicó ayer la Asociación Provincial de Hoteles de Huelva, perteneciente al Círculo Empresarial de Turismo. De la mejor a la peor en apenas un año. Un hecho insólito a lo que habrá que sumar los meses de agosto y septiembre, que todavía están por venir. 

La situación es "preocupante" y se suman a unos datos de facturación que se han desplomado. Los ingresos del mes de julio han supuesto una caída del 57%, según la Asociación, y además ya alcanzan el -71,4% en el acumulado del año. Esto se debe, señalaron desde la Asociación, a varios factores que se están produciendo en esta temporada estival. Lo primero de todo es que el precio medio ha descendido más de un 20%. Además, ahora el peso mayoritario de las reservas se concentra en un régimen de alojamiento y desayuno, cuando lo habitual era la adquisición de una media pensión o pensión completa. Asimismo, los hoteleros definieron como "espectacular caída" el consumo interno en los establecimientos hoteleros, es decir, las compras de los clientes en el propio restaurante del hotel y en el bar-terraza. La Asociación también ligó al descenso de la facturación el coste añadido que hay ahora para adaptarse a las medidas preventivas frente al coronavirus, donde la estimación media es de tres euros por cliente al día; así como los costes operativos que se han ido hasta casi el doble. Esto último se debe a que la estancia media ha bajado de los 4,56 días a los 2,8 al comparar los meses de julio de 2020 y 2019 por lo que el coste de limpieza y desinfección de las habitaciones crece al tener que ejecutarlo en mayor número de veces; asimismo aumenta el gasto en recepción ante una mayor rotación de clientela.

Como no podía ser de otra forma, el desplome de la facturación va ligado a unos datos de ocupación insólitos para las fechas que marca el calendario. El Círculo Empresarial de Turismo estima que el cierre de julio será en un 44,32%, que en comparación con el año pasado la caída es de un 28,26%. Cierto es que esta previsión ha crecido hasta nueve puntos desde el último informe que se realizó a mediados de mes. Desde la Asociación tampoco vieron factores determinantes para este crecimiento, aunque hay que recordar que la volatilidad, como ya han avisado desde el sector en diferentes ocasiones, está siendo protagonista en estas semanas. 

Esto es así por la incertidumbre que existe ahora mismo en la sociedad y en la evolución continua y cambiante de los contagios y brotes que se están produciendo a lo largo de todo el panorama nacional. Tanto es así que el miedo juega un papel clave para muchas personas a la hora de viajar y sin olvidar que los ERTE y el mismo desempleo han reducido los planes de muchos veraneantes. De esta manera la situación es impredecible. Muchas de las reservas se están produciendo a última hora y prácticamente de un día para otro.

Que la provincia de Huelva no sea un foco principal en cuanto al número de nuevos casos por coronavirus no quiere decir que no sea influyente en el sector turístico onubense. Tanto es así, tal y como adelantó este periódico hace una semana, desde el Círculo Empresarial de Turismo cifraban en un 56% las cancelaciones sobre las reservas realizadas. También hay que sumar que el turismo internacional está paralizado. Cierto es que este tipo de cliente no juega un papel fundamental en el paquete vacacional onubense, a excepción de los portugueses, aunque desde el Círculo explicaron a este periódico que el mercado está parado, y recordaron que para muchos hoteles este turista supone el 10%-12% del total de ocupación. Y con países como la República Checa y Polonia no se cuenta ya hasta 2021.  

Por su parte, desde el Consejo Empresarial de Turismo, perteneciente a la Federación Onubense de Empresarios, apuntaron a Huelva Información que manejan unos números de ocupación del 50%-55% para el mes de julio. Debido a las circunstancias señalaron que "no ha estado mal", aunque si fuera un año normal "sería un desastre".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios