Huelva

La calle Puerto de Huelva volverá a abrirse al tráfico por completo cuando finalicen las obras

Operarios durante la peatonalización de la calle Palos.

Operarios durante la peatonalización de la calle Palos. / Alberto Domínguez

La calle Puerto de Huelva volverá a abrirse al tráfico por completo cuando finalicen las obras, ya que este martes ha quedado cerrada al tráfico para continuar las obras de urbanización y conversión en plataforma única que se están llevando a cabo en la misma. Concretamente, el corte al tráfico entre la calle Béjar y San José se prolongará durante tres semanas, tal y como ya avisó el Ayuntamiento este lunes; y, por ello, se han dispuesto accesos alternativos desde la calle La Palma hacia el Colegio Santo Ángel, a los residentes y garajes.

El primer teniente alcalde, concejal de Urbanismo y Medio Ambiente y portavoz del Gobierno del Ayuntamiento de Huelva, Felipe Arias, señalaba este martes que la primera fase de esta obra quieren dejarla terminada "en estos días", con lo cual el corte de la calle "va a permitir también asfaltar ese primer tramo". Pero, insistió, el tráfico "no se va a abrir a la calle Puerto hasta que se complete toda la calle", sino que "se irá abriendo por algunos tramos para facilitar el acceso a garajes". 

"Hay varios tramos ahora mismo en obras. El que se va a terminar y va a quedar asfaltado para abrirlo será el más cercano a la zona de la palmera, el tramo alto", explicó.

Del mismo modo, señaló que después de Navidades, una vez que "esté todo definido con movilidad, se dará a conocer primero, a los usuarios, taxistas, empresas de transporte y vecinos y a continuación a la opinión pública los cambios de sentido, que son bastantes", y se hará así "para no provocar en Navidades el caos que nada conviene en esta fecha. Además estarán más avanzadas parte de las obras que a las que afecta".

La primera fase de las obras de peatonalización de la calle Puerto, ocupa una superficie 2.568 metros cuadrados e incluye la mejora de la zona de estancia existente en la Plaza Mora Claros, con una ampliación de su superficie en el cruce de C/ Puerto y C/ Mora Claros, a la que dan fachada el palacio homónimo y el Colegio de Arquitectos, dos de los edificios Catalogados de Casco Histórico de la ciudad.

La pavimentación está protagonizada por una plataforma única, ampliando la dimensión del acerado en ambos laterales de la calzada con solería en piedra natural, reservando una zona de carga y descarga y prestando especial atención las incorporaciones a los garajes existentes. El centro, sin embargo, se pavimentará con asfalto en tonos ocres, permitiendo el tráfico de autobuses y vehículos a baja velocidad.

La obra incluye el mantenimiento y refuerzo del arbolado, protagonizado por naranjos, modificando todos los alcorques. El mobiliario urbano, manteniendo la uniformidad del resto del entramado peatonal, será el mismo que el de las calles Méndez Núñez, Plus Ultra o Gravina.

Estas obras están incluidas en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia para la implantación en la ciudad de Zonas de Bajas Emisiones, Next Generation, financiado por la Unión Europea-Next Generation EU a través del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios