Huelva

El Prelsi y las ayudas forestales centran la última junta directiva del año en Asaja-Huelva

  • Satisfacción de los asociados por la implantación del plan de Interfresa

Un momento de la reunión de la junta directiva de Asaja. Un momento de la reunión de la junta directiva de Asaja.

Un momento de la reunión de la junta directiva de Asaja. / M. G.

La organización agraria Asaja-Huelva celebró el viernes su última junta directiva del año, una cita muy importante puesto que en ella se realiza un balance del estado de los distintos subsectores del agro onubense y se plantean los retos más urgentes que la asociación debe afrontar en el nuevo ejercicio para cumplir las expectativas de sus asociados.

Uno de los temas tratados ha sido el grado de implantación del Plan de Responsabilidad Ética, Laboral y Social de Interfresa, sobre el que los miembros de la Junta Directiva que representan al sector de la fresa y los frutos rojos coincidieron en señalar la satisfacción creciente entre el empresariado acerca de esta medida pionera, así como la tranquilidad, la estabilidad y las altas cotas de entendimiento que la presencia de los consultores de integración están aportando en los centros de trabajo, donde han disminuido notablemente los episodios de malestar o incertidumbre derivados de las diferencias culturales y lingüísticas.

Por ello, los miembros de la junta coincidieron en la necesidad de seguir con el trabajo de consolidación del Prelsi y también abordaron un debate que consideran necesario: el de seguir impulsando la contratación en origen como el sistema más seguro y eficaz a la hora de garantizar la disponibilidad de trabajadores en la campaña de los frutos rojos. Asaja-Huelva, en la actualidad la organización agraria que gestiona un mayor número de contrataciones en Marruecos, entiende también que es imprescindible afrontar un estudio serio de posibles países alternativos en los que desarrollar el sistema de contratación en origen.

Los miembros de la junta directiva expusieron, en otro orden de cosas, el malestar del sector forestal por cómo se ha gestionado la convocatoria de las Ayudas Forestales por parte de la Junta de Andalucía. Las condiciones impuestas por la administración autonómica, que incluían el requisito ineludible de contar con un Plan Técnico de Ordenación –un documento muy costoso y complejo con el que solo cuentan las fincas de mayor superficie-, han eliminado la concurrencia de miles de propietarios y provocarán la pérdida de buena parte de los 105 millones de fondos europeos que deberían revertir en la limpieza de los montes y la prevención de incendios en Andalucía.

La aplicación suministrada por la Junta de Andalucía para presentar los expedientes ha sido una auténtica pesadilla para los técnicos y ha obligado a la administración autonómica a prorrogar el plazo de presentación hasta en dos ocasiones, por lo que en general, los miembros de la Junta Directiva calificaron ayer la convocatoria como «fiasco» y «decepcionante».

La necesidad de implementar de una vez por todas las ayudas directas por la sequía y el establecimiento de medidas urgentes y eficaces para evitar las situaciones de inseguridad y de daños que se produjeron el año pasado respecto a los aprovechamientos micológicos – especialmente el gurumelo-, fueron algunos otros temas tratados a lo largo de la reunión.

Tras esta, los miembros de la junta directiva y todos los trabajadores de la organización agraria Asaja-Huelva celebraron su tradicional comida de Navidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios