Violencia de género La Policía Local de Huelva atiende a diez víctimas con riesgo alto y extremo

  • El Grupo Hipatia, especializado en violencia de género, mantiene protección a 121 mujeres desde el 1 de enero

  • La unidad trabaja desde 2017 con seis agentes con dedicación exclusiva y formación específica en la materia

Agentes adscritos al Grupo Hipatia de la Policía Local, en las dependencias independientes de que disponen en la comisaría. Agentes adscritos al Grupo Hipatia de la Policía Local, en las dependencias independientes de que disponen en la comisaría.

Agentes adscritos al Grupo Hipatia de la Policía Local, en las dependencias independientes de que disponen en la comisaría. / Alberto Domínguez

Hay dos mujeres en Huelva capital, víctimas de violencia de género, que han estado este año protegidas por riesgo extremo, el nivel más alto de la escala. Eso implica una vigilancia policial permanente hasta que las circunstancias del agresor dejen de ser una amenaza inminente; y para ello se hace un control intensivo de los movimientos del sujeto hasta que se produzca la detención del mismo. Pero también conlleva la vigilancia en la entrada y en la salida de los centros escolares de los hijos, y el diseño de un plan de seguridad personalizado para cada una de las víctimas en particular.

Esas dos mujeres se unen a las ocho con un nivel alto de riesgo, también con vigilancia, ésta frecuente y aleatoria en el domicilio y el lugar de trabajo, también para sus hijos en el colegio, mientras se sigue al agresor con dispositivos electrónicos y control esporádico de movimientos, y se insiste a la víctima en la necesidad de ser trasladada a un centro de acogida o al domicilio de un familiar.

Todas ellas, las diez, son parte de las 121 víctimas de violencia de género que protege en la actualidad, a lo largo de todo este año, el Grupo Hipatia. Es la unidad especial de atención y protección de la Policía Local de Huelva, con la que el Ayuntamiento de la capital forma parte de VioGén, el sistema de seguimiento integral de los casos de violencia de género, en el que participan distintas administraciones y se integra de forma conjunta toda la información policial, judicial y penitenciaria sobre víctimas y agresores para conseguir una protección y seguimiento integral de las víctimas y de sus hijos.

Probablemente, pocos, o nadie, se percate de los operativos descritos de vigilancia y protección de las víctimas. Los seis agentes que forman parte de Hipatia, hombres y mujeres, funcionan al margen de los cauces habituales, con total discreción. Tienen dedicación exclusiva, prestando su servicio en distintos turnos de trabajo. Visten de paisano y se mueven en vehículos sin distintivos policiales para preservar la intimidad de las víctimas y sus hijos. Incluso tienen móviles de asignación directa para las víctimas y medios tecnológicos propios; hasta oficinas propias y separadas de la vista de otros agentes y ciudadanos que acceden a las dependencias de la comisaría de la Policía Local.

Detrás de ese dispositivo, además, hay muchas horas de formación especializada en la materia, que hacen de los agentes de la unidad especialistas en la atención a mujeres víctimas de violencia de género, con un protocolo de intervención específico en la unidad, elaborado por sus componentes y en constante revisión y perfeccionamiento.

Más de once por mes

En lo que va de año, con datos actualizados al día 22 de noviembre, a los que ha tenido acceso Huelva Información, las 121 víctimas asignadas por el sistema VioGén al Grupo Hipatia (445 desde que entrara en funcionamiento en mayo de 2017) suponen algo más de 11 por mes. Todas ellas, desde el 1 de enero, siguiendo los protocolos, tuvieron una primera valoración de riesgo como clasificación para la actuación policial: 23 presentaban un riesgo medio; 51, un riesgo bajo; y 47, riesgo no apreciado.

Con el continuo seguimiento a las víctimas, sin embargo, algunos de estos casos tuvieron una posterior reevaluación, que elevaron su riesgo, dos a nivel extremo y ocho a nivel alto reseñadas.

La unidad tiene encomendada la realización periódica de evaluaciones de riesgo para mantenerla actualizada. Es lo que, en términos policiales se denomina Valoración Policial de la Evolución del Riesgo. En total, este año, se han realizado 961 hasta el momento, lo que supone una media de casi 22 valoraciones por semana. A cada víctima se le llegan a hacer una media de siete valoraciones de riesgo durante el tiempo de protección.

El perfil de las mujeres atendidas en Huelva por el Grupo Hipatia responde a una edad media de 36 años, con un hijo, aunque el rango de edad sobre el que se ha actuado va de 18 a 83 años, y hasta con cinco hijos a cargo.

Otra de las medidas que se realizan es el contacto telefónico regular con las víctimas. A modo estadístico, 1.232 se han establecido en lo que va de año, también con una media de diez veces por mujer mientras forme parte del sistema VioGén. Además, los agentes de Hipatia realizan también una labor de acompañamiento a las víctimas en actuaciones de carácter judicial, asistencial o administrativo, registrándose un total de 267 en estos casi 11 meses de trabajo.

Desde la unidad también se han formalizado y remitido 285 oficios a los distintos juzgados que entienden de causas en las cuales se encuentran inmersas las víctimas asignadas.

En el transcurso de 2019 se han desactivado 34 casos, lo que supone un 28,33% de los asignados. La desactivación se ha producido por sobreseimiento de la causa, por la disminución del nivel de riesgo en víctimas que no cuentan con medidas de protección, por la absolución de los denunciados en sede judicial y por cambio de domicilio de la víctima a otras localidades.

Armas de los agresores

Al mismo tiempo, desde la Policía Local, en el desarrollo de actuaciones sobre los casos asignados, se han realizado varias intervenciones de armas a los agresores, así como un número significativo de detenciones, de lo que no se han facilitado datos.

El concejal de Movilidad y Seguridad Ciudadana, Luis Albillo, destaca la apuesta por la unidad policial, “una contribución del Ayuntamiento a la lucha contra este tipo de violencia, reforzando los medios y recursos disponibles para las víctima en nuestra ciudad”.

Albillo insiste en la relevancia que tiene “no sólo desde la prevención y sensibilización, sino también ampliando y profesionalizando la atención a la víctimas, reforzando las medidas de protección y también el cumplimiento de las órdenes judiciales con la implicación de la Policía Local en este trabajo”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios