Celebración El Rocío refuerza su seguridad este fin de semana con motivo de la celebración de la Candelaria

Huelva

Foret estudia comercializar los fosfoyesos para mantener su actividad

  • La factoría busca alternativas ante el próximo final de los vertidos a la marisma

La factoría de Foret en la avenida Francisco Montenegro busca alternativas ante el próximo final del vertido de fosfoyesos a las marismas del Rincón. La compañía química está estudiando qué aplicaciones del fosfoyeso, subproducto de la fabricación de ácido fosfórico, podrían hacer viables su comercialización para dar salida a las alrededor de 400.000 toneladas anuales de este elemento que se generan en su proceso de fabricación.

Foret emplea el ácido fosfórico como materia prima en su proceso productivo y es el proceso químico para la obtención de este ácido el que genera el fosfoyeso. Aunque es Fertiberia la principal productora de fosfoyeso y la encargada de la gestión de las balsas, Foret genera una cantidad menor que también es depositada en ellas, por lo que también se ve afectada de forma directa por la sentencia de la Audiencia Nacional que ratifica la caducidad de la concesión para verter fosfoyesos en la marisma.

De ahí que estén buscando soluciones para continuar con su actividad, ya que el ácido fosfórico es imprescindible para la fabricación de todos sus productos. Según explica el director de la fábrica de Huelva, Miguel Martínez, "a día de hoy, con los precios de mercado que existen, es inviable comprar el ácido fosfórico y repercutir el precio de la materia prima en el producto". De ahí el estudio de alternativas para el uso de los fosfoyesos que se generan durante la fabricación del ácido.

Aunque ese estudio aún se encuentra en su fase inicial, ya hay una experiencia previa, el uso de 60.000 toneladas anuales de fosfoyeso para su uso agrícola en las marismas de Lebrija. Sin embargo, aún está por determinar cuál sería el uso o los usos que permitirían comercializar las 400.000 toneladas que produce Foret. Pendiente de ellos están los alrededor de 200 empleados directos que tiene la factoría de la avenida Francisco Montenegro, a los que se suman entre 50 y 80 indirectos (dependiendo del periodo) que también desarrollan labores en la fábrica.

No obstante, aunque la factoría se ve afectada, no ha recibido comunicación oficial alguna ni sobre la sentencia ni acerca del proceso de negociación que se está desarrollando para establecer una fecha para el final de los vertidos, sobre el que el director general de Industria, Jesús Candil, reiteró ayer que se resolverá "en un tiempo razonable" y con un acuerdo entre agentes sociales, administraciones y empresa. Por ello, no le queda más que esperar a que la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y el Mar (antigua Costas) conteste la última propuesta hecha por Fertiberia respecto al final de la actividad, con las miras puestas en el año 2012. Por lo tanto, Foret tendría cuatro años para encontrar una salida a sus fosfoyesos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios