Huelva

Comienza la transformación del Colegio Mayor San Pablo de Huelva en residencia de mayores

  • Las obras de remodelación del edificio tienen un plazo de ejecución de dieciocho meses. El centro contará con 125 plazas

Colegio Mayor San Pablo de Huelva. Colegio Mayor San Pablo de Huelva.

Colegio Mayor San Pablo de Huelva. / Telo (Huelva)

Comienzan las obras de acondicionamiento del edificio del Colegio Mayor San Pablo para convertirlo en una residencia de mayores. El Obispado de Huelva, propietario del inmueble, cedió por un periodo de veinticinco años la gestión de la edificación a la empresa Clece Vitam.

El edificio, que cuenta con más de medio siglo de antigüedad, se someterá a una profunda reforma, cuyo plazo de ejecución girará entre los quince y los dieciocho meses, para adaptarlo a su nuevo uso, así como a la normativa vigente en cuanto a eficiencia energética y accesibilidad.

Una parte de la intervención se centró ayer en los huecos de las ventanas de la construcción. Un operario amplió algunos de ellos en una de las fachadas laterales del inmueble, concretamente la que da a las pistas deportivas.

La nueva residencia de mayores, ubicada en el número 40 de la avenida Manuel Siurot de la capital onubense, contará con 125 plazas y cuando esté a pleno funcionamiento dará empleo a treinta personas y generará unos sesenta empleos indirectos, según indicó la empresa gestora del inmueble.

La rehabilitación, que está llevando a cabo Clece, mantendrá el aspecto externo del edificio con algunas innovaciones, se le realizarán las actuaciones precisas para reforzar el aislamiento exterior y obtener mejoras en la eficiencia energética.

El interior de la construcción se reformará en su totalidad adaptando la distribución a un edificio residencial.El centro contará con climatización en todas las habitaciones y zonas comunes, dispondrá de cocina y lavandería propia, servicios médicos y asistenciales, de podología, fisioterapeuta y peluquería, entre otros.

La residencia, que se llamará Clece Vitam Mirador del Odiel, tendrá cinco plantas –se mantiene la altura actual– y las 125 plazas se repartirán entre setenta y cuatro habitaciones, de las cuales veintitrés serán individuales y cincuenta y una, dobles.

Además tendrá dependencias comunes como una sala de rehabilitación y otra destinada a actividades de estimulación sensorial y cognitiva, y espacios comunes repartidos por las diferentes plantas, además de unas zonas exteriores ajardinadas, con una superficie de unos 2.000 metros cuadrados, que estarán a disposición tanto de los residentes como de sus familiares.

La remodelación de la edificación contempla el acondicionamiento también de los espacios libres de la parcela, que tiene una superficie total de 6.413 metros cuadrados, de los cuales 4.526 son espacios libres, que pasarán a tener 4.508 metros cuadrados con los nuevos volúmenes necesarios para la mejora de la accesibilidad del edificio, la superficie construida pasará de 5.997 metros cuadrados a 6.252.

En los espacios libres se mantendrán los accesos existentes, tanto peatonales como para los vehículos. Se redistribuirán las plazas de aparcamiento, se crearán sesenta y tres, lo que equivale a una plaza por cada cien metros cuadrados construidos y se diseñarán zonas de esparcimiento más acordes al nuevo uso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios