Huelva

Caraballo pide a Ábalos una reunión para hablar de las infraestructuras para Huelva

  • La Diputación y el Ayuntamiento volverán a ir de la mano a Madrid para la reivindicación

  • Los socialistas reclamarán el estado actual y la planificación de los proyectos pendientes

Ignacio Caraballo, durante su comparecencia hoy en la sede provincial del PSOE. Ignacio Caraballo, durante su comparecencia hoy en la sede provincial del PSOE.

Ignacio Caraballo, durante su comparecencia hoy en la sede provincial del PSOE. / Josué Correa

El mismo miércoles que Pedro Sánchez era investido presidente del Gobierno, Ignacio Caraballo tenía un encuentro breve en el mismo Congreso de los Diputados con José Luis Ábalos, confirmado de nuevo como ministro de Fomento, en el que le recordaba los asuntos pendientes con la provincia de Huelva para tratar en una próxima reunión en Madrid. En ésta, asegura el secretario general de los socialistas onubenses, irá por delante “una batería de reivindicaciones en materia de infraestructuras” sobre la que se trabajará en la nueva legislatura para que sean pronto una realidad.

Caraballo compareció ayer ante la prensa para hablar de los pasos que dará el Partido Socialista con el nuevo Gobierno en las demandas que mantiene la provincia, que se tratarán con Ábalos “a la mayor brevedad posible”, una vez que eche a andar la nueva estructura del remozado ministerio, y después de que ayer tarde se presentase en rueda de prensa la nueva organización, ahora ya como Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana.

“La sensación que me deja siempre hablar con José Luis Ábalos es magnífica porque nos escucha y siempre nos ha aportado datos. Es el interlocutor indicado porque es una persona con peso en el partido, como secretario de Organización, y en el Consejo de Ministros, y siempre ha sido receptivo a las demandas que le hemos planteado”, explicó Caraballo. “Sólo me ha dicho que esperemos a conformar el Gobierno y que después nos reuniremos con los ministros que haga falta”.

El alcalde de Huelva, Gabriel Cruz, preguntado ayer por este periódico, confirmó que Diputación y Ayuntamiento irán de la mano a Madrid para reunirse con el ministro y volverle a trasladar las reivindicaciones de la provincia onubense, que pasan por inversiones en las infraestructuras “que necesita Huelva de forma urgente para su desarrollo socioeconómico y poder competir en igualdad de oportunidades con otros territorios con unas comunicaciones propias del siglo XXI”.

Ignacio Caraballo habló ayer a primera hora con los tres diputados y tres senadores socialistas, como parte del plan semanal de reuniones para tratar las gestiones a realizar en Madrid. “Ya le hemos puesto hoy tarea a los madrileños”, apuntó en tono de broma, indicando la necesidad de “saber en qué situación están los proyectos que nos afectan”.

Ya hace unos días, el diputado socialista José Luis Ramos adelantó a este periódico que una de las primeras acciones que harán los parlamentarios en Madrid será pedir un informe detallado de “todos y cada uno de los proyectos de infraestructuras que afectan a la provincia de Huelva”, para empezar a trabajar en los ministerios para su ejecución.

“Queremos una agenda para saber cuándo empezamos y cuándo terminaremos cada uno de ellos”, ha señalado Caraballo. “Espero que salgan en esta legislatura muchos de los proyectos pendientes”. Y entre estos detalla los de ferrocarril, los de agua, carreteras, el aeropuerto y el CEUS.

Cruz considera, a su vez, “de imperiosa necesidad” que Huelva disponga cuanto antes de una línea de alta velocidad en la conexión ferroviaria con Sevilla. Con el nuevo Gobierno, el regidor de la capital asegura que se van a retomar con mayor inmediatez los objetivos marcados para ofrecer la máxima colaboración al Ministerio en aras de programar las inversiones necesarias “para que cuanto antes podamos contar con una infraestructura esencial para nuestra tierra”.

El alcalde cree conveniente recordar en Madrid que Huelva sufre un déficit de infraestructuras que supone “un enorme lastre para el desarrollo y bienestar de la provincia”. “Necesitamos impulsar una agenda de trabajo desde la cooperación institucional para trasladar estas reivindicaciones a una candelarización de inversiones, con avances reales en esta dirección, porque nuestra tierra no puede seguir esperando por más tiempo. La reivindicación por las infraestructuras de Huelva –recuerda Gabriel Cruz– cuenta con todo el apoyo de diferentes sectores socioeconómicos de la ciudad, liderados por Ayuntamiento y Diputación, que no van a cejar en su empeño hasta conseguir los objetivos que nos hemos marcado”.

Trabajo con IU

El jueves pasado, el coordinador provincial de Izquierda Unida, Rafael Sánchez Rufo, anunció el trabajo conjunto con el Partido Socialista para que la representación de diputados y senadores traslade todas las reivindicaciones desde Huelva. “Esa relación va a existir y, de hecho, esta misma mañana [por ayer] vamos a mantener una reunión con Rafa. Con él me une una gran relación porque ha sido compañero en el Pleno de la Diputación y es una persona entrañable, muy sensata, con la que se puede hablar, siempre dispuesto a dialogar. Aquí en Huelva siempre hemos tenido una relación magnífica con Izquierda Unida, un ejemplo a seguir”.

Esos mismos valores que destaca Caraballo de Sánchez Rufo los echa en falta entre la oposición, de la que censura “el lamentable espectáculo ofrecido por las tres derechas en el Congreso de los Diputados estos días, con ofensas, insultos, interrupciones... No creen en el diálogo porque no lo han practicado nunca y no admiten la diversidad de los pueblos. Les duele que la izquierda gobierne porque se creen con el derecho divino de que la derecha debe gobernar siempre”.

Ignacio Caraballo teme, asegura, que ésta “será una legislatura complicada porque seguirán ofendiendo, crispando y dividiendo a la sociedad”. Frente a eso, dice, “nosotros, siempre conciliadores, seguiremos tranquilizando la política y trabajando diariamente por la provincia para luchar por la sociedad”.

Aunque esa actitud, también añade, no impedirá que el Partido Socialista actúe “ante la pasividad de la Junta de Andalucía”, de la que aboga por “denunciar la parálisis” que considera tiene la Administración andaluza, materializada en las obras de los antiguos edificios de Hacienda y Banco de España, la del centro de salud de Isla Chica, los chares o las carreteras provinciales competencia de la Junta, “destrozadas”.

“Vamos a denunciar el desmantelamiento de los servicios de la Junta, en sanidad, en educación, en las oficinas liquidadoras que están cerrado en la provincia, en la disminución de ayudas al movimiento de asociaciones de mujeres”, enumeró el secretario general de los socialistas onubenses, “porque una cosa es lo que venden y otra es la realidad". "Y vamos a apoyar al Gobierno central porque hay ahora una gran oportunidad para los que más lo necesitan”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios