Huelva

La Audiencia de Huelva reprograma para marzo el juicio del hotel El Coto de Matalascañas

  • El propietario del establecimiento y dos miembros de la comisión liquidadora se enfrentan a cinco años de prisión por delitos de falsedad contable y alzamiento de bienes

La piscina del hotel El Coto Matalascañas, vallada. La piscina del hotel El Coto Matalascañas, vallada.

La piscina del hotel El Coto Matalascañas, vallada. / Josué Correa (Matalascañas)

La Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Huelva ha reprogramado para los días 10, 11 y 12 de marzo el juicio por el impago a los acreedores del Gran Hotel El Coto de Matalascañas, un plenario que estaba previsto para mediados del pasado enero pero que tuvo que ser suspendido porque los testigos no habían sido convenientemente citados.

Como avanzó Huelva Información, las fuentes judiciales consultadas apuntaron a "problemas de personal" en la Audiencia, con coincidencia de bajas y permisos, como la causa del desliz que impidió la celebración de la vista oral en la fecha señalada inicialmente.

Así las cosas, este diario ha tenido acceso a la diligencia de ordenación que fija entre el 10 y el 12 de marzo la fecha del juicio. Se sentarán en el banquillo de los acusados el propietario del hotel almonteño, M.B.G., y dos miembros de la comisión liquidadora de la empresa, A.V.G y M.B.C., para los que la Fiscalía pide cinco años de prisión por delitos de falsedad contable y de alzamiento de bienes.

La instructora de la causa ordenó el embargo de bienes del dueño del Gran Hotel El Coto SA (Ghecsa) por valor de 900.000 euros, después de que los encausados no prestaran la fianza requerida para asegurar el pago de multas e indemnizaciones.

En resumen, el fiscal mantiene que Ghecsa estaba en suspensión de pagos en 1991 y, declarada su liquidación en 1995, se constituyó una comisión liquidadora. En febrero de ese año, la empresa Bamar 2000 adquirió el inmueble hotelero por más de mil millones de las antiguas pesetas.

M.B.G. es el administrador de dicha empresa, además de ser accionista mayoritario de la propia Ghecsa y de Alfa Beta Inversiones Hoteleras. Considera el fiscal del caso que los tres acusados actuaron "de forma conjunta y siempre bajo las indicaciones de M.B.G., realizaron a lo largo de varios años, con un único propósito criminal, diversas acciones tendentes a eludir la satisfacción de los créditos de los acreedores de la suspensa Ghecsa".

A las penas de prisión, la acusación pública suma la indemnización conjunta y solidaria a Ghecsa, que se eleva a 509.600 euros: 109.344 de los alquileres, 72.790 por la rescisión del local 37 y 327.548 euros por la venta del patrimonio inmobiliario, a lo que habría que añadir los intereses.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios