Vista de la nueva fuente desde el interior de la Plaza de las Monjas
Vista de la nueva fuente desde el interior de la Plaza de las Monjas / Estudio Aurelio Cazenave
R.H.

10 de octubre 2022 - 08:50

La Plaza de las Monjas de Huelva es uno de los lugares con más historia de la capital. En tu visita a Huelva no puede faltar un recorrido por este simbólico rincón, punto de encuentro entre amigos con la más pura esencia onubense.

El monumento a Colón, la tradicional fuente y sus diversas opciones de restauración, lo convierten en el destino perfecto para el ocio.

Fuente actual de la Plaza de las Monjas
Fuente actual de la Plaza de las Monjas

Sin embargo, la imagen actual de la Plaza de las Monjas cambiará muy pronto. Y es que el Ayuntamiento de Huelva ha iniciado estos días las obras de remodelación de la icónica fuente que preside la plaza.

La nueva fuente de la Plaza de las Monjas se ubicará en el mismo punto que la actual pero con una base más amplia para integrar la estatua de Colón, que no se traslada a otro punto de la ciudad.

Ahí seguirá aunque formando parte de un mismo conjunto monumental para dar fluidez a los recorridos peatonales de este céntrico enclave de la ciudad y potenciarlo como elemento de interés turístico que incorporará una parte importante de la identidad onubense.

La nueva fuente de la Plaza de las Monjas se integrará en una nueva planta con forma de ovoide.
La nueva fuente de la Plaza de las Monjas se integrará en una nueva planta con forma de ovoide. / Estudio Aurelio Cazenave

La principal novedad en la creación de esta unidad monumental en la plaza es su nueva planta con forma de ovoide, con una fuente circular heredera de la que en las últimas décadas ha presidido el espacio, y con una segunda base, con lámina de agua, en la que se colocará una nueva peana para la estatua de Cristóbal Colón entre un mapamundi y tres llamativos difusores de agua en altura que evocarán la historia marinera de Huelva.

El proyecto ha sido realizado por el arquitecto onubense Aurelio Cazenave y será el que se ejecute en las obras que acaban de ser licitadas por el Ayuntamiento de Huelva. A lo largo de este mes de octubre podrán presentarse las ofertas para su realización, con un presupuesto total que roza el medio millón de euros y con un plazo de materialización real de un mes, para acometer tras las vacaciones de Navidad.

En paralelo también se actuará sobre el resto de la Plaza de las Monjas, con la peatonalización del lateral del Banco de España, que forma parte de un proyecto de reurbanización que se extiende por el eje de la Concepción a través de las calles Méndez Núñez, Plus Ultra, La Placeta y Gravina, que empezará a ejecutarse en breve.

El punto de partida para el proyecto de reforma de la fuente de la Plaza de las Monjas, según ha motivado el arquitecto, ha sido la necesidad de unificar los elementos dispersos en la confluencia peatonal de Gran Vía, las calles Tres de Agosto y Vázquez López, y la propia Plaza de las Monjas, de manera que la estatua de Colón sea la referencia, aunque integrada en un mismo conjunto con la fuente.

Plano del alzado de la fuente en el contexto de la Plaza de las Monjas ante el Banco de España.

Para ello se ha optado por ampliar y cambiar la planta de la fuente, ahora con forma de ovoide, acompañando todos sus elementos con formas curvas, eliminando ángulos y rectas. Esto provocará un cambio en el basamento de la propia estatua, que pasará a tener forma cilíndrica, y con motivos que conectarán con el edificio del antiguo Banco de España, omnipresente en el espacio con el frontal más amplio de la plaza.

Colón queda integrado así en el conjunto sobre una lámina de agua a modo de segundo nivel. Sobre ésta se desbordará el agua de la fuente redonda de piedra blanca, creando una suerte de océano del que apenas sobresaldrá un mapamundi en el que la propia estatua colombina unirá Europa y América.

Destaca en este nuevo conjunto monumental de la Plaza de las Monjas la incorporación de tres grandes difusores de agua en altura, con forma lineal curva, simulado otras tantas velas de las antiguas embarcaciones que poblaban la Ría de Huelva, faluchos y balandros, que evocan las carabelas colombinas y rematan el nuevo concepto identitario para proyectarlo como atractivo para los visitantes en el punto más céntrico de la ciudad.

Toda la actuación estará rematada con una nueva iluminación led de color que potenciará el nuevo monumento, y la propia fuente, en la que se mantendrá el mismo cuarto de máquinas actual pero con una nueva maquinaria de chorros más eficiente y sostenible para optimizar el gasto de agua y el eléctrico.

stats