Arellano apunta al 1,3% del PIB la financiación universitaria

  • El consejero alienta a las instituciones andaluzas a que lideren la defensa de la universidad pública

El consejero Ramírez de Arellano. El consejero Ramírez de Arellano.

El consejero Ramírez de Arellano.

El debate sobre la financiación de las universidades es un invitado tradicional en las aperturas de curso universitario. No faltaron las referencias de nuevo ayer con la negociación pendiente, que busca en los próximos meses un acuerdo estructural en Andalucía. Y fue el propio consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano, quien puso las cartas encima de la mesa con su deseo de llegar al consenso con los rectores con criterios de "suficiencia y convergencia", destacando el compromiso de alcanzar un nivel de inversión del 1,2% del PIB, más cerca de la realidad de las universidades públicas europeas, en torno al 1,3%, apuntó.

La intervención de Ramírez de Arellano en el acto de apertura del curso de ayer, el tercero del ex rector de la Universidad de Sevilla desde que entró a formar parte del Gobierno andaluz, recuperó las reivindicaciones que hizo en los anteriores, en favor de "recuperar la normalidad y la certidumbre en el sistema universitario público, marcado por la austeridad del Gobierno central", que han sufrido especialmente el personal docente, investigador y de administración y servicios.

De ahí que destacara el esfuerzo económico realizado para mitigar los problemas de liquidez y los efectos de la deuda, y que se pueda incrementar la ejecución presupuestaria, más importante aún, recalcó, que la elaboración de los propios presupuestos.

El consejero habló de la necesidad de asegurar las inversiones en infraestructuras e investigación en las universidades, a través de un plan plurianual que forme parte de la financiación estructural universitaria.

Más allá de eso, desde la Junta pidió a los rectores de las universidades andaluzas que lideren la defensa de la universidad pública en una propuesta nacional de carrera profesional que acabe con "el objetivo de acabar con ella", como ha manifestado, dijo, en varias ocasiones el ministro de Educación.

El titular de Economía y Conocimiento hizo referencias en su discurso a los logros del Gobierno andaluz en materia universitaria estos últimos años, aunque destacó entre todos la bonificación a los estudiantes del 99% del precio de las asignaturas aprobadas en primera matriculación. De esta forma, destacó, el sistema universitario andaluz converge con Europa, con el modelo de universidad pública gratuita o de coste simbólico para los estudiantes, que abunda en el resto de países. "Nuestro modelo de universidad tiene que ser homologable al de otros países europeos más avanzados", señaló.

Las primeras palabras de Ramírez de Arellano, sin embargo, fueron dirigidas a la Universidad de Huelva y la próxima efeméride de su masiva reclamación popular en 1988, que celebrará la consecución de una "realidad madura e importante".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios