España se encomienda a Marta Domínguez

  • La palentina llega al choque con la rusa Gulnara Galkina con la mejor marca del año

España necesita hoy la mejor versión de Marta Domínguez en los 3.000 metros obstáculos de Berlín para volver a vestirse de oro en un Mundial de atletismo diez años después. La corredora de Palencia es la mujer con mejor marca del año y la principal esperanza española de subir al podio, algo que no sucede desde que Abel Antón ganara el maratón en Sevilla 1999.

Subcampeona mundial de 5.000 metros en dos ocasiones, la atleta de 33 años es una veterana de mil batallas y muy segura en la alta competición. Ante la evidencia de la superioridad africana en su prueba, Domínguez se pasó al 3.000 obstáculos, debutando en Pekín, donde la española tropezó con el último obstáculo cuando era cuarta y se dirigía lanzada hacia el podio. Quedó mareada con el golpe y ni siquiera terminó la prueba. No obstante, en el Nido de Pájaro acabó imponiéndose la plusmarquista mundial rusa, Gulnara Galkina, su principal rival también en Berlín.

La española espera una carrera rápida, en la que la rusa endurezca el ritmo desde el principio para abrir hueco con sus rivales: "Sólo sabe correr así, pues es una forma de evitar los codazos y los peligros de ir en grupo", afirmó segura.

Domínguez llega a Berlín con la mejor marca del año, 9.09,39 minutos, pero el tiempo sigue estando lejos del récord del mundo que marcó Gulkova en Pekín (8.58,81), un crono por el que podría moverse la carrera.

Ni la keniana Eurice Jepkorir, ausente de la prueba, ni la rusa Yekaterina Volkova, eliminada en semifininales, que completaron el podio en Pekín, inquietarán a la española en la final. La que sí estará es la también española Eva Arias, que podría hacer labor de equipo en favor de Domínguez.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios