Belleza

Shaggy con flequillo, el corte de pelo cómodo y desenfadado que más triunfa en las peluquerías esta primavera 2021

La actriz Amaia Salamanca con un corte de pelo 'shaggy' con flequillo. La actriz Amaia Salamanca con un corte de pelo 'shaggy' con flequillo.

La actriz Amaia Salamanca con un corte de pelo 'shaggy' con flequillo.

La llegada de la primavera (contamos los días como si no hubiera un mañana) siempre trae consigo ganas de cambio. Lo notamos a la hora de vestirnos, ya no queremos colores oscuros, ahora sólo queremos tonalidades alegres y originales. Pero, sin duda, en lo que más se nota la llegada de la primavera es en el boom de visitas que viven las peluquerías. Si durante el invierno hemos acudido solamente para repasar nuestros cortes de pelo y, si acaso, apostar por darle una nota de color a nuestro cabello, ahora acudimos en masa para buscar un cambio de look con el que vernos favorecidas en primavera.

Cuando acudimos a la peluquería, la mayoría de las veces tenemos claras nuestras necesidades capilares y en base a ellas pedimos un corte de pelo u otro. Las que tenemos el cabello fino buscamos ese corte de pelo con el que conseguir volumen y lucir melenaza, las que no tienen tiempo para emplearlo en peinarse durante más de un minuto piden el tan demandado jagged bob y las que quieren originalidad, ya sea para presumir de canas o para marcar sus facciones, van lanzadas a por el atrevido pixie con flequillo.

Pero ahora, con la primavera a la vuelta de la esquina y mil y una tendencias en cortes de pelo, las peluquerías se están llenando de mujeres con una misma petición. Después de un invierno anodino (en lo que se refiere a estilismos capilares), el shaggy con flequillo se ha convertido en el corte de pelo cómo y desenfadado que más triunfa en las peluquerías esta primavera 2021.

El shaggy es un corte de pelo muy desenfadado que triunfó en la década de los setenta y, como tantas otras tendencias, vuelve a estar en la cresta de la ola esta primavera de 2021. Se trata de un estilo capilar que se consigue con capas cortas y finas que aportan volumen al cabello, pero que también pueden ayudar a reducirlo. ¿Puede haber algo mejor en un corte de pelo que que consiga efectos contrarios para que lo podamos llevar todas las mujeres? Rotundamente, sí.

Además de esta cualidad, el shaggy con flequillo, que es como se lleva esta primavera, al ser un corte de pelo con muchas capas, reduce los enredos, se puede secar sin secador y ofrece un aspecto desenfadado, natural y con movimiento. Es el momento de pedir cita en la peluquería y apostar por el corte de pelo más desenfadado y cómodo de la primavera.

La versión original del corte shaggy con flequillo. La versión original del corte shaggy con flequillo.

La versión original del corte shaggy con flequillo. / M. G.

Shaggy con flequillo, el peinado más cómodo de la primavera

Ya hemos dicho que lo que caracteriza al corte de pelo shaggy es que se consigue con unas capas muy definidas que aportan mucho movimiento al cabello (justo lo que necesitamos en primavera) y, además, ayudan a definir los rasgos de nuestro rostro. Las capas que dan forma a este corte de pelo, además, le aportan mucha ligereza al cabello, algo que resulta positivo en cabellos finos y en melenas voluminosas.

Corte de pelo shaggy con flequillo en un cabello largo. Corte de pelo shaggy con flequillo en un cabello largo.

Corte de pelo shaggy con flequillo en un cabello largo. / M. G.

Esa ligereza hace que se trate de un corte de pelo muy desenfadado y muy cómodo de llevar, lo único que debemos tener en cuenta es el largo por el que queremos apostar en nuestra melena en función de nuestros rasgos. A diferencia de otros cortes de pelo que son incompatibles con las melenas largas, el shaggy con flequillo lo puedes llevar en versión corta, en media melena y en melena XXL.

La clave de este corte de pelo pasa por basarnos en nuestra facciones para elegir el largo y, lo más importante, dónde queremos que caigan las capas. En función de eso estaremos decidiendo que parte de nuestro rostro potenciar y cuáles disimular. Por ejemplo, en el caso de una cara redonda, deberíamos apostar por una media melena y unas capas algo por debajo de la barbilla.

Un corte de pelo shaggy con flequillo en una versión muy corta. Un corte de pelo shaggy con flequillo en una versión muy corta.

Un corte de pelo shaggy con flequillo en una versión muy corta. / M. G.

En el caso de un rostro alargado, mientras más corto sea el largo y más pequeñas sean las capas, más estaremos contribuyendo a dulcificar las facciones. Además, al apostar por un flequillo le estamos añadiendo un plus al corte de pelo. En ese sentido, el flequillo también se convierte en nuestro aliado, ya que podemos jugar con él a la hora de conseguir el efecto deseado.

Un corte de pelo shaggy con flequillo para cabello rizado. Un corte de pelo shaggy con flequillo para cabello rizado.

Un corte de pelo shaggy con flequillo para cabello rizado. / M. G.

Un flequillo desfilado ayuda a dar ligereza al rostro, un flequillo tupido delimita la cara y puede disimular unas facciones demasiado alargadas. El corte de pelo shaggy con flequillo es tan versátil que sólo tienes que tener claras tus facciones a la hora de acudir a la peluquería. Una vez que sobre tu melena hayan pasado las tijeras, te olvidarás para siempre de secar, peinar e invertir tiempo en tu estilismo capilar. El shaggy es el corte de pelo más cómodo y esta primavera ha venido para solucionarnos la vida. 

Un corte de pelo shaggy con flequillo que recuerda mucho al estilo de los años 70. Un corte de pelo shaggy con flequillo que recuerda mucho al estilo de los años 70.

Un corte de pelo shaggy con flequillo que recuerda mucho al estilo de los años 70. / M. G.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios