Recreativo

Claudio: "No conozco al consejo, pero tengo el respaldo de quien tengo que tenerlo"

  • El técnico no ha querido profundizar en los rumores sobre su posible sustitución

Claudio Barragán, junto a Manolo Zambrano y Jesús Pulido, el día de su llegada a Huelva. Claudio Barragán, junto a Manolo Zambrano y Jesús Pulido, el día de su llegada a Huelva.

Claudio Barragán, junto a Manolo Zambrano y Jesús Pulido, el día de su llegada a Huelva. / Alberto Domínguez (Huelva)

Claudio Barragán ha comparecido ante los medios al término del entrenamiento de hoy por primera vez desde la derrota en Tamaraceite. El preparador albiazul ha sido cuestionado por cómo han sido sus vacaciones, en las que se hablado de una posible destitución, pero el técnico ha referido que "han sido complicadas porque no he podido ver a mis hijas, no he podido ver a mi madre... Lo demás, para mí es secundario". Ha continuado indicando que ha estado "tranquilo, dentro de lo que cabe. Deseando estar con la familia, sobre todo con la de mi mujer, porque con la mía no he podido estar por las circunstancias. He estado más pendiente de cómo está mi gente que de otra cosa. Eran unos días para desconectar, para cargar pilas y así hemos obrado. Sé que se han hablado muchas cosas, pero uno intenta estar al margen, ser fuerte, a pesar del daño que se hace; porque uno es profesional, pero también es persona".

El míster del Decano también ha hablado del respaldo que le han mostrado algunos jugadores de la plantilla, como Chuli o Morcillo: "Yo siempre he estado tranquilo en ese sentido. Hay muy buen ambiente en el vestuario, hay un compromiso total desde que empezamos en agosto y en eso no tengo ninguna duda ni nada que reprochar a nadie. Creo que tenemos una plantilla que vale mucho la pena y en eso estamos, en seguir trabajando y hacerles ver que se pueden conseguir cosas. Pensando siempre en positivo, que nada nos distraiga, que esto son dinámicas y tenemos que cambiar esas dinámicas".

Eso sí, también ha desvelado el valenciano su nula relación con el consejo de administración albiazul: "Yo no tengo ninguna relación con el consejo, no he tenido el gusto de conocerlo. Cada uno puede tener su opinión. Yo tengo que tener el respaldo de quien lo tengo que tener y eso para mí es suficiente para seguir trabajando con las mismas fuerzas con las que vine, ni más ni menos".

Acerca de si se siente en el alambre y condicionado de cara a los próximos partidos ha indicado que "el pasado pasado es. Sabemos lo que hicimos mal. Yo solo pienso en el partido del Cádiz, llevamos una semana buenísima de trabajo, los dos equipos nos conocemos bien y el partido se va a decidir en el acierto que tengamos en ambas áreas. No sé cómo voy a estar mañana, como para preocuparme por mi futuro, más teniendo en cuenta como está la sociedad. Me siento un privilegiado de estar en el Recre y solo tengo que pensar en mi trabajo. Confío en mi trabajo, en los chavales y no puedo estar pensando en mi futuro".

También ha hablado el míster del Decano de las opciones de salir que tienen o han tenido algunos jugadores de la actual plantilla, a lo que ha respondido que "ni se me ha pasado por la cabeza. Desde que empezamos después de las vacaciones, mi mente y la de los jugadores está puesta en el Cádiz B".

El inicio de 2021 coincidirá con la vuelta del público al Nuevo Colombino, por lo que Claudio y su equipo podrían vivir un plesbicito en el primer choque del año: "Cada uno es dueño de sus acciones a la hora de manifestarse, cada uno es libre de expresarse como buenamente quiera. No me gustaría, creo que estamos en un momento en el que todos tenemos que estar en la misma dirección. Me dolería que la gente estuviera condicionada. Si quieres a tu equipo tienes que estar con él hasta el final del partido, una vez que termine, ya si el partido ha sido de una manera o de otra, obrar de una forma o de otra también. Las críticas las tenemos que usar como motivación, no como una excusa, sino para tirar de orgullo y saber que se pueden conseguir cosas trabajando como lo estamos haciendo. Yo siempre he hablado muy bien de nuestra afición, es una afición fiel y exigente y no tengo nada que reprocharle a nadie".

Sobre la ausencia de Seth, por una cláusula de su contrato de cesión, ha explicado que "es un futbolista que nos está aportando mucho en todos los sentidos, pero tenemos la fortuna de poder tener más alternativas, que es lo que hemos estado trabajando durante la semana, buscar esas alternativas para hacerle daño al rival. Hay futbolistas que están locos por jugar y lo hemos visto durante estos entrenamientos y el equipo está muy metido. Juegue quien juegue lo va a hacer bien, estamos convencidos".

Una de las opciones es Chuli. El preparador valenciano, analizando las diferencias entre el onubense y Seth, ha comentado que "cada uno tiene unas características y hay que ser inteligentes para saber de qué manera jugar. Estamos trabajando para poder meterle mano al Cádiz B, que es un equipo que defiende muy bien, que se le generan muy pocas situaciones de gol, que está perdiendo por detalles, como nos pasa a todo el mundo; y luego no es que esté solo Chuli, están Sillero o Quiles. Tenemos gente suficiente como para decidir quién tiene que jugar. Todos hemos trabajado lo mismo, todos se conocen, no va a haber ningún problema".

Al margen de Seth es posible que hombre como Moha Traoré o Alberto Martín, que han entrenado al margen durante la semana, no puedan ser de la partida, aunque Claudio no ha querido dar nombres y ha comentado que "tenemos gente que anda un poco tocada. Mañana tenemos otra sesión de entrenamiento, cuando acabe la sesión valoraremos como estamos todos para jugar ese partido tan importante ante el Cádiz".

El Cádiz B de Juan Manuel Pavón ya ha jugado en lo que va de año. Cuestionado por si ello pudiera suponer una ventaja para el cuadro gaditano, Claudio ha esgrimido que "cada partido es una historia, no por el hecho de que el Cádiz haya llevado cuatro jugadores del filial a Pontevedra le va a afectar. Van a venir más cansados, pero también más rodados. Nosotros tenemos que salir a jugar y, por encima de todo, a competir. En esa faceta nos tenemos que igualar e, incluso, ser mejores".

Por último, el técnico no tilda de final el duelo ante el filial amarillo: "Es un partido igual de importante que el día del Tamaraceite o del día del Sanluqueño cuando empezamos la Liga, que cualquier otro partido. Es verdad que esto se va acortando y cada vez queda menos tiempo, tenemos que fallar lo mínimo posible, pero, para mí, finales no son".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios