Provincia

La temporada cría en cautividad de lince ibérico cierra con 32 nuevos cachorros

  • Un total de 20 hembras dieron a luz 46 cachorros de los cuales fallecieron 14

Cachorros de lince ibérico. Cachorros de lince ibérico.

Cachorros de lince ibérico. / M. G. (Huelva)

El programa de conservación del lince ibérico ha dado por cerrada la temporada de cría de este año con 32 nuevos cachorros, cifra de animales que han sobrevivido al destete de un total de 46 alumbrados. Para esta temporada se emparejaron 26 hembras reproductoras con las que, teniendo en cuenta la tasa de reproducción de los últimos años, se esperaba obtener entre 37 y 45 cachorros. Finalmente, 20 hembras dieron a luz a un total de 46 cachorros, de los cuales 14 fallecieron. De los 32 cachorros que finalmente han salido adelante en el programa, 18 son machos y 14 son hembras, siendo todos aptos para la reproducción.

Algunos de estos cachorros, en concreto 5, se van a quedar formando parte del programa de cría en cautividad, debido principalmente al valor genético que pueden aportar al programa y los 27 restantes están siendo ya entrenados para su reintroducción al medio natural.

Entre las causas de fallecimiento sigue figurando como la más común los abortos antes de fin de gestación, ya que dos de las hembras que sufrieron abortos son dos hembras primerizas, Macadamia y Nala, que no habían sacado adelante una camada con anterioridad. Cabe resaltar el fallecimiento de uno de los cachorros de la camada de Omeya, que falleció debido a los daños sufridos durante el periodo de peleas.

Este dato mejora el de la temporada pasada, en la que hubo cuatro ejemplares en el programa que fallecieron debido a este periodo de agresividad entre cachorros de una camada. Por otro lado, uno de los cachorros de la camada de Nársil y Júpiter falleció a los 53 días de vida, descubriéndose al realizarle la necropsia restos vegetales en el aparato respiratorio que le causó una neumonía.

Además de ello, hubo dos hembras, Ceniza y Janes, para las que el test de gestación dio positivo pero ningún cachorro llegó a nacer, y la pareja formada con Odiel no llegó a copular; además, otras tres hembras, Hechicera, Biznaga y Mochuela, no quedaron gestantes.

Entre los aspectos positivos que se deben resaltar de esta temporada figuran las 4 hembras de más de 12 años que se han emparejado, de las cuales 4 (Caña, Coscoja, Córdoba y Cynara, todas con 14 años) han logrado tener descendencia.

Además, en el Centro de cría de Silves, en Portugal, esta temporada se ha intentado la inseminación artificial a dos hembras, Kaida y Fruta, aunque lamentablemente no ha tenido éxito tampoco en esta temporada, por lo que se seguirá trabajando en la puesta a punto de la técnica en las siguientes temporadas. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios