Crimen de Costa Esuri La familia de Lisbeth abrirá este sábado su floristería para recabar fondos en estos “duros momentos”

  • Pondrán a la venta "todos los productos existentes en la tienda"

Vecinos de Costa Esuri, momentos después de conocerse el hallazgo de los dos cadáveres. Vecinos de Costa Esuri, momentos después de conocerse el hallazgo de los dos cadáveres.

Vecinos de Costa Esuri, momentos después de conocerse el hallazgo de los dos cadáveres. / Jordi Landero (Ayamonte)

La familia de Lisbete Lastre, la mujer de 45 años hallada muerta junto a su expareja el pasado sábado en su vivienda de Costa Esuri (Ayamonte), en lo que todo apunta a que podría tratarse de un caso de violencia machista, abrirá este sábado la floristería que ésta regentaba en el centro de la ciudad fronteriza, concretamente en la calle Enrique Villegas, junto al teatro Cardenio, con el objeto de recaudar fondos con los que salir adelante.

Así lo ha indicado en un comunicado la propia familia de la fallecida, donde explica que este sábado, día 15 de junio, a partir de las diez de la mañana se abrirán las puertas de la floristería Iris, "con intención de recaudar fondos necesarios para ayudar a la familia en este momento tan duro". El comunicado concluye que de esta forma se pondrán a la venta "todos los productos existentes en la tienda".

Cabe recordar que la tranquilidad de la urbanización Costa Esuri, situada a seis kilómetros de Ayamonte y junto al cauce del Guadiana, se vio rota a primera hora de la mañana del pasado sábado por unos gritos de auxilio que procedían del interior de una de las viviendas adosadas del residencial C.R. Lomas de Esuri, en la calle José de Espronceda.

Dicha situación llamó la atención de varios vecinos, que no dudaron en alertar pocos minutos antes de las 8.30 horas al Servicio de Emergencias 112 Andalucía, que indicaron que los alertantes describieron gritos y llamadas de auxilio. No obstante cuando llegó una patrulla de la Guardia Civil solo halló en el interior de dicho domicilio los cuerpos sin vida de los integrantes de un matrimonio de origen cubano: un hombre y una mujer, que además presentaban evidentes signos de violencia.

El hombre era Erasmo Lazcano, tenía 53 años de edad y era periodista del diario portugués Jornal do Algarve. Por su parte ella era Lisbeth Lastre, tenía 45 años y regentaba una floristería en Ayamonte, siendo ambos bastante conocidos en la ciudad fronteriza.

Inmediatamente la Unidad Orgánica de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Huelva inició una investigación para esclarecer los hechos, según indicaron fuentes del Instituto Armado, que no pudieron precisar más datos sobre el suceso al decretarse el secreto de las actuaciones. Los investigadores trabajan sin descartar ninguna hipótesis ya que cuando fueron hallados los cadáveres el hombre asía un cuchillo y la mujer un martillo.

La pareja tenía un hijo de cuatro años que cuando sucedieron los hechos no se encontraba en el domicilio donde éstos tuvieron lugar, y que ha quedado al cargo de la abuela materna.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios