Provincia

La Nava es el municipio onubense que más vidrio recicló durante 2018

  • El que menos fue Aroche con la capital por debajo de la media provincial, que fue de 8,66 kilos

Bibiano Oria junto a Coral Rojas-Marcos, responsable de Ecovidrio. Bibiano Oria junto a Coral Rojas-Marcos, responsable de Ecovidrio.

Bibiano Oria junto a Coral Rojas-Marcos, responsable de Ecovidrio. / Jordi Landero (Lepe)

Con 26,64 kilos por habitante, los apenas 253 vecinos de la pequeña localidad serrana de La Nava fueron los que más envases de vidrio depositaron en 2018 en los cinco únicos contenedores [uno por cada 51 vecinos] con los que cuenta dicho municipio para tal fin. Así se desprende de los datos que sobre reciclado de este material en la provincia onubense facilitó ayer a Huelva Información Ecovidrio, la entidad sin ánimo de lucro encargada de la gestión del reciclado de residuos de envases de vidrio en España.

El siguiente municipio onubense en reciclado de vidrio fue Linares de la Sierra, cuyos 262 habitantes reciclaron un total de 26,47 kilos de este mismo material por persona, contando para ello la localidad con solo dos contenedores [uno por cada 131 vecinos]. Le siguieron por este orden los municipios costeros de Punta Umbría (15.134 habitantes) con 23.28 kilos por persona y con un total de 156 contenedores [uno por cada 97 vecinos] y Ayamonte (20.883 habitantes), con 22,74 kilos por personas y un total de 220 contenedores repartidos por sus calles [uno por cada 95 vecinos].

En quinto lugar se situó el municipio serrano de Castaño del Robledo, cada uno de cuyos 209 habitantes depositaron 21,62 kilos de vidrio en los cuatro contenedores con los que cuenta el municipio [uno por cada 52 vecinos]; en sexto lugar la costera Isla Cristina (21.077 habitantes) con 16,94 kilos por persona y un total de 158 contenedores [uno por cada 133 isleños]; en séptima posición Fuenteheridos (623 habitantes), con 16,45 kilos por persona y cinco contenedores en sus calles [uno por cada 125 vecinos]; en octavo lugar Sanlúcar de Guadiana (396 habitantes), con 16,42 kilos por vecino y siete contenedores [uno por cada 57 personas]; en noveno lugar Cartaya, cada uno de cuyos 19.433 habitantes depositaron 16,27 kilos de vidrio en sus 137 contenedores [uno por cada 142 cartayeros]; y en décimo lugar Cumbres de Enmedio, cada uno de cuyos únicos 57 habitantes depositaron 13,84 kilos de vidrio en el único contenedor habilitado en sus calles para el reciclado de dicho material.

Responsables de Ecovidrio con las distinciones a los pueblos que más reciclan. Responsables de Ecovidrio con las distinciones a los pueblos que más reciclan.

Responsables de Ecovidrio con las distinciones a los pueblos que más reciclan. / Jordi Landero (Lepe)

Por el contrario, el municipio menos reciclador de vidrio en 2018 fue Aroche (3.109 habitantes), con solo 1,5 kilos por vecino en sus 17 contenedores [uno por cada 183 vecinos]; seguido en orden creciente por La Granada de Riotinto (235 habitantes), con 1,63 kilos por persona y tres contenedores [uno por cada 78 vecinos]; Villarrasa (2.152 habitantes) con 1,93 kilos por persona y nueve contenedores en sus calles [uno por cada 239 vecinos]; Lucena del Puerto (3.395 habitantes) con 1,98 kilos por lucenero y solo ocho contenedores [uno por cada 424 vecinos]; y Bonares (6.060 habitantes) con 2,32 kilos por persona y 19 contenedores [uno por cada 319 vecinos].

El sexto puesto en el ranking de los municipios que menos vidrio reciclaron en 2018 fue El Cerro de Andévalo (2.389 habitantes) con 2,39 kilos por cerreño y nueve contenedores [uno por cada 265 vecinos]; el séptimo El Campillo (2.036 habitantes) con 2,51 kilos por persona y también nueve contenedores en sus calles [uno por cada 226 vecinos]; el octavo Niebla (4.103 habitantes) con 2,88 kilos por persona y 27 contenedores [uno por cada 152 vecinos]; el noveno Puebla de Guzmán (3.142 habitantes) con 2,89 kilos por puebleño y solo una decena de contenedores en sus calles [uno por cada 314 vecinos]; y el décimo Calañas (4.077 habitantes) con 3,05 kilos por persona y 34 contenedores [uno por cada 120 vecinos].Destacar que la capital provincial, con 144.258 habitantes, solo recicló 6,99 kilos de vidrio por persona, teniendo repartidos en sus calles un total de 391 contenedores para este tipo de material [uno por cada 369 onubenses], situándose por debajo de la media provincial, que fue de 8,66 kilos de vidrio por persona.

En toda la provincia, con un censo de 519.932 habitantes en 2018, se reciclaron un total de 4.502.917 kilos de vidrio, sumando todos los municipios un despliegue de 2.694 contenedores, lo que supone un contenedor por cada 193 personas.

Presentación de la campaña de las banderas verdes. Presentación de la campaña de las banderas verdes.

Presentación de la campaña de las banderas verdes. / M. G. (Huelva)

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios