Provincia

Migrantes proponen la mediación con el Sareb para acabar con el chabolismo en Huelva

  • El objetivo de los colectivos es garantizar que se alquilen las viviendas vacías a los temporeros extranjeros

Un hombre reconstruye una chabola en un asentamiento onubense. Un hombre reconstruye una chabola en un asentamiento onubense.

Un hombre reconstruye una chabola en un asentamiento onubense. / Jordi Landero

Colectivos de inmigrantes ha propuesto la revisión de los Planes Municipales de Demandantes de Vivienda y potenciar la mediación con la sociedad Sareb y demás entidades y particulares propietarias de viviendas vacías para garantizar que las alquilen a la población africana y poner fin a los asentamientos chabolistas.

Así se recoge en una batería de propuestas que la coordinadora Solución Asentamientos (conformada por diversas personas y organizaciones pro derechos humanos como Asnuci, Asociación de Trabajadores Africanos, CGT y PCE), así como Asociación Multicultural de Mazagón, Asociación de Malienses de Lepe y Asociación Malí Mazagón, quieren hacer llegar a las administraciones para poner fin a este "grave problema".

En dicha batería, según informaron estas entidades en un comunicado, plantean acabar definitivamente con las chabolas a medio plazo proponen medidas diferenciadas para trabajadores itinerantes y para los que permanecen todo el año.

Así, para los primeros sugieren la construcción de albergues municipales públicos y privados y para los segundos, revisar los Planes Municipales de Demandantes de Vivienda, y potenciar la mediación con la Sareb y demás entidades y particulares propietarias de viviendas vacías para garantizar que las alquilen a la población africana y poner fin a los asentamientos chabolistas.

Las organizaciones proponen otras medidas complementarias como la creación de oficinas de atención a los temporeros para informar sobre posibilidades de empleo, alternativas de alojamientos y servicios a su disposición, la revisión del sistema de transporte público para garantizar las necesidades de movilidad de los temporeros, la implementación de servicios regulares especiales para los trabajadores del campo por parte de las empresas, la revisión de los planes generales municipales para habilitar terrenos adecuados para implantar alojamientos colectivos que no sean guetos segregados.

También recogen otro tipo de propuestas más inmediata para dar respuesta a los damnificados por los incendios de julio, como el alquiler de los alojamientos de las temporeras contratadas en origen vacíos tras su regreso a Marruecos o instalar campamentos de emergencia con condiciones de salubridad montados por la UME en terrenos públicos, además de un protocolo para casos de incendio con la disposición inmediata de los polideportivos municipales como alojamientos de emergencia con aseos.

Para los cientos de personas que aún viven en los asentamientos, mientras se aplican soluciones definitivas y para minimizar los riesgos extraordinarios añadidos de la Covid-19, proponen la instalación junto a los asentamientos de puntos fijos de abastecimiento de agua, módulos prefabricados de aseo y contenedores de basura, con campañas previas de limpieza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios