Provincia

Alcaldes del PSOE emprenderán las "acciones necesarias" para que la Junta asuma la desinfección de colegios

  • Los regidores socialistas registran un escrito para exigir a la Administración regional que se haga cargo del sobrecoste de la limpieza de los centros públicos

Alcaldes del PSOE ante la sede de la Junta de Andalucía en Huelva. Alcaldes del PSOE ante la sede de la Junta de Andalucía en Huelva.

Alcaldes del PSOE ante la sede de la Junta de Andalucía en Huelva.

El gasto extraordinario que supone la desinfección de los colegios públicos de la provincia a consecuencia de la amenaza de nuevos contagios por la Covid-19 es "inasumible" por los ayuntamientos, que carecen de recursos para afrontarla, según ha remarcado la alcaldesa de San Bartolomé de la Torre, María Eugenia Limón, quien, junto a otros alcaldes socialistas ha presentado un escrito en el registro de la Delegación del Gobierno de la Junta en Huelva para que interceda su responsable, Bella Verano.

En el documento se avisa de que “vamos a emprender cuantas acciones sean necesarias para propiciar que las consejerías de Educación y Deportes y la de Salud y Familias asuman sus competencias íntegras”. Lo anuncian los ayuntamientos presentes junto con la Diputación de Huelva, así como el resto de consistorios de la provincia que se sumen junta a la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (Famp), y cuantas entidades se añadan a la defensa de las corporaciones locales en esta materia.

Informe de situación

Los ayuntamientos socialistas van a enviar cartas personalizadas con un dosier en el que se detalle su situación económica particular y un informe jurídico que muestre que "estamos avalados por la Ley de Autonomía Local de Andalucía". Así lo han manifestado algunos de ellos, como es el caso de alcalde de Nerva, Juan Antonio Ayala; la de Paymogo, María Dolores Fernández; el de Trigueros, Cristóbal Romero, y la de Niebla, Laura Pichardo.

María Eugenia Limón recuerda que ya los ayuntamientos “colaboramos en la desinfección de los centros durante todo el periodo que han estado abiertos para la matriculación del alumnado, asumiendo el sobrecoste desde las arcas municipales (que están para otros menesteres asignados por ley también), pero ante la urgencia, lo hicimos”. Pero ahora, "tal urgencia no existe porque hay tiempo suficiente para que la Junta de Andalucía se organice en este menester", subraya.

La también presidenta del Consejo Provincial de Mujeres de la Ejecutiva del PSOE de Huelva considera que "pretender que los ayuntamientos desinfecten los colegios varias veces al día, como sería preciso, es abusar de su buena fe, máxime sin un marco regulatorio, ni los recursos económicos necesarios que, por otro lado, sí que ha presupuestado la Junta de Andalucía para los centros que son de su propia titularidad y que asciende a 25 millones de euros y la contratación de 1.600 efectivos para las tareas de desinfección”.

El origen

Esta protesta viene a raíz de la carta de la Consejería de Educación y Deporte de la Junta de Andalucía en la que se pide la colaboración de los ayuntamientos para la puesta en marcha de las medidas recogidas en el documento Medidas de prevención, protección, vigilancia y promoción de la salud Covid-19 para los centros y servicios educativos docentes (no universitarios) de Andalucía. Curso 2020/2021, que los directores de los centros educativos han trasladado a los ayuntamientos. El problema es que se ha realizado "sin mediar un marco de coordinación" como exige la Ley de Autonomía Local de Andalucía, y sin acompañar de los recursos económicos, como también exige la citada Ley.

Los regidores quieren que la Junta asuma esa competencia o, en el caso en que tengan que hacerlo los consistorios, éstos obtengan los recursos económicos necesarios para hacer frente a la nueva situación, porque "como representantes de nuestros municipios y por vocación, sentimos la responsabilidad de defender los intereses de nuestras corporaciones locales y de nuestros vecinos y vecinas".

Los socialistas insisten que “hemos estado al pie del cañón, dando información e interpretación de la ingente normativa, llevando alimentos a muchas familias que lo han pasado y siguen pasando mal, llamando por teléfono para hacer compañía a quienes estaban solos en sus domicilios, llevando fotocopias a los niños que no podían recoger sus libros de los colegios, desinfectando calles y plazas, realizando y repartiendo mascarillas cuando el mercado estaba desabastecido, atendiendo a comerciantes, autónomos y empresas que tuvieron que cerrar su negocio, a trabajadores que necesitaron orientación ante tanta incertidumbre y muchas cosas más”. Por ello, subrayan ahora la necesidad de que esa nueva competencia sea asumida por “la Administración correspondiente, que es la Junta de Andalucía”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios