Huelva

Los taxistas de Huelva temen que el 60% pierdan su empleo

  • El sector se enfrenta a pérdidas económicas que rozan el 90% en algunas horas del día

Los taxistas de Huelva temen que el 60% pierdan su empleo Los taxistas de Huelva temen que el 60% pierdan su empleo

Los taxistas de Huelva temen que el 60% pierdan su empleo / Alberto Domínguez.

El sector del taxi es otro de los más castigados por el toque de queda nocturno impuesto por el Gobierno. El presidente de Taxi Huelva, José Luis Moreno, vaticina unas pérdidas de empleo del 60% en Huelva “porque de noche la actividad va a ser nula”.

Moreno explica que antes de la restricción de la movilidad nocturna las pérdidas económicas ya oscilaban entre el 75% y el 80% porque sólo trabajaban al 50% de su jornada habitual. La crisis que ha dejado en el sector la irrupción de la pandemia llevó a los profesionales a tomar medidas drásticas como reducir la flota al 50% durante el verano debido a la “reducida movilidad que había en la ciudad en esos momentos y que los gastos superaban a los ingresos”.

Ahora, con el toque de queda, “más que las pérdidas económicas preocupa la pérdida de empleo que va a generar”. Aún así cuantifica una bajada de la facturación que puede rozar “el 90% en algunas horas del día”. El presidente de Taxi Huelva apunta que “tenemos que aprovechar el horario de mañana, que normalmente suele ser para personas que se desplazan para ir al médico o para trabajar” ya que a partir de las 17:00 “la movilidad en Huelva es prácticamente nula”.

Un escenario complicado, a pesar del apoyo del viajero en el taxi, donde no se atisba un futuro positivo a corto plazo. “El taxi sigue siendo el transporte más seguro pero el problema que tenemos es la movilidad en la ciudad”, dice José Luis.

A pesar de la dificultad de la situación, el sector reconoce que “al menos ahora podemos trabajar algo y llevar el pan a casa, pero durante el confinamiento el panorama fue catastrófico porque los hospitales no daban citas, los colegios no habían arrancado y en las administraciones estaban casi todos teletrabajando”. Aún así, Moreno confiesa que “el gremio está resignado y hay familias pasándolo muy mal”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios