Oferta de empleo Mercadona busca candidatos para 28 puestos de trabajo en la provincia de Huelva

Simulacro de emergencias

¿Qué debemos hacer en caso de alerta por tsunami en Huelva?

Evacuación de supervivientes en el espigón de Huelva durante el simulacro de tsunami realizado ayer en toda la costa onubense.

Evacuación de supervivientes en el espigón de Huelva durante el simulacro de tsunami realizado ayer en toda la costa onubense. / Jordi Landero

“La prevención es crucial para salvar vidas”. Esa afirmación del consejero de Presidencia, Administración Pública e Interior de la Junta de Andalucía, Elías Bendodo, está detrás de la Guía didáctica de tsunamis, la acción emprendida por la Administración andaluza en paralelo al Plan de Contingencia ante el Riesgo de Maremotos.

Esta nueva publicación será distribuida entre la población de las zonas amenazadas por una posible catástrofe de este tipo en la comunidad andaluza. Por el momento se ha editado una primera tirada de 5.000 ejemplares, aunque su versión digital ya puede ser descargada del portal web de la Junta, en esta misma información, junto a estas líneas, y a través de un código QR que se incluirá en folletos informativos para ser repartidos en toda la costa.

La guía recoge recomendaciones básicas para que la población pueda estar preparada ante un eventual episodio de tsunami y se prevengan riesgos, como decía el consejero Elías Bendodo, que eviten el mayor número posible de víctimas.

La información es ofrecida de forma esquemática y gráfica pero de forma completa, ya que aborda de inicio qué es un tsunami, la diferencias que tiene con un maremoto, las causas que lo provocan y la naturaleza con la que se desenvuelven. La población también tiene oportunidad de conocer la escala de intensidad existente para su clasificación y los tipos diferentes que se distinguen por la distancia recorrida, además de los efectos producidos según la magnitud con que se produzcan, tal como ocurre con los terremotos.

En la misma publicación se identifican las principales zonas de riesgo en Andalucía. Una de ellas está en el litoral oriental, en la costa mediterránea, con posibles tsunamis de menor tamaño pero con llegada más rápida.

La otra, que afecta a Huelva de elleno, es la vertiente atlántica andaluza, el Golfo de Cádiz completo, con “un índice más alto de peligrosidad” y una altura de inundación cercana a los 12 metros en algunos puntos, como Cádiz o la franja entre Conil de la Frontera y el Cabo de Trafalgar. Los tiempos de llegada para esta zona pueden variar entre los 45 y 60 minutos. El del simulacro de ayer se estimó en unos 50 minutos.

El apartado más importante de la guía es el dedicado a las recomendaciones directas a la población, sobre acciones a realizar antes de que se pueda producir una catástrofe, en el momento en que llegue y, también, después.

El jefe de servicio de Protección Civil de la Delegación del Gobierno andaluz en Huelva, José Luis Leandro, asegura que la guía “la entienden hasta los niños”. “Dice lo que hay que hacer, si te tienes que subir a algún sitio en un municipio costero, ir a zonas o edificios altos. La parte de confinamiento hacia zonas altas es fundamental”.

Se considera clave, entre otras acciones, que se prevea y se ensaye de antemano la evacuación de la familia, con las posibles vías de evacuación y puntos de reunión posterior; y también que se tenga preparada en casa una mochila con botiquín, radio y pilas, cargadores de móvil y otros elementos básicos para una evacuación urgente, como medicamentos, botellas de agua o algún alimento básico. En cualquier caso, en su momento, la calma será clave y la necesidad de atender las indicaciones oficiales, sin alimentar rumores, durante la huida a zonas altas.

Leandro apuntaba ayer desde el puesto de mando avanzado de Aljaraque que “sería importante que supiéramos que existe esa guía y que la tuviéramos”. Aunque pedía al mismo tiempo evitar la alarma entre la población. “Tampoco hay que vivir angustiados. Transmitiría a la gente tranquilidad y normalidad. Y para eso están estos ejercicios, para aprender nosotros mismos y para saber qué le tenemos que transmitir a la población”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios