Marítimas

El Puerto dispara sus tráficos un 9,39% tras el segundo mejor julio de su historia

  • La recuperación de los graneles líquidos, tanto petrolíferos como de gas natural, compensa la caída generalizada de los sólidos

Dos buques amarrados al Muelle Ingeniero Juan Gonzalo en la mañana de ayer en el Puerto de Huelva. Dos buques amarrados al Muelle Ingeniero Juan Gonzalo en la mañana de ayer en el Puerto de Huelva.

Dos buques amarrados al Muelle Ingeniero Juan Gonzalo en la mañana de ayer en el Puerto de Huelva. / Canterla (Huelva)

Si el primer semestre en el Puerto de Huelva tuvo unas cifras espectaculares con los mejores resultados obtenidos en los seis primeros meses de un año de toda su historia, el segundo se ha iniciado de la mejor manera posible. Según los datos consultados por Huelva Información, el tráfico hasta el pasado mes de julio acumulaba un crecimiento del 9,39% casi un punto por encima de lo que se consiguió hasta junio.

Por ponerlo en perspectiva, el Puerto de Huelva ha movido en sus muelles 1,7 millones de toneladas más que en el mismo periodo del año anterior, en el que se logró cerrar un ejercicio ligeramente por debajo de los 33 millones de toneladas. Pues bien, la previsión de cara al cierre de este ejercicio, apunta directamente a un volumen total superior a los 34,6 millones de toneladas, si se sigue la tendencia actual.

Todo ello con el descenso más que apreciable en el segundo de los capítulos que más volumen de tráfico aportan, los graneles sólidos que se ven lastrados por el importante crecimiento experimentado a lo largo del año pasado como consecuencia de las masivas importaciones de cereales que se llevaron a cabo a través de las instalaciones del Muelle Ingeniero Juan Gonzalo debido a las malas cosechas provocadas por la sequía. No obstante, de continuar la situación meteorológica actual, no se descarta que dichos movimientos regresen a las instalaciones del Puerto de Huelva, ya que algunas cosechas se ven lastradas por la falta de lluvia de los últimos meses.

Si el año pasado la parada técnica de la Refinería dejaba el aumento de tráfico en apenas un 1,67%, éste año con la vuelta a la normalidad y con la producción de la misma en los niveles habituales, de nuevo vuelve a ser el tráfico de petróleo el que más aporta al tráfico portuario total. De hecho, de los 20,1 millones de toneladas totales contabilizadas hasta el pasado mes de julio, más de 5,8 millones lo fueron de este producto, lo que supone un aumento del 18,35% respecto al mismo periodo del año anterior. Algo parecido sucede en los otros dos grandes capítulos de los graneles líquidos, ya que los petrolíferos refinados ven incrementado su volumen en más de un 19%, mientras que una de las grandes apuestas de futuro tanto del Puerto como de las empresas que trabajan en su entorno, el gas natural, ve mejorar su tráfico en más de un 10% después de superar un inicio de año más que titubeante.

A éste último capítulo contribuyen la implicación tanto de Enagás, como últimamente de Endesa, en la consecución de unos tráficos que deben suponer la situación del Puerto de Huelva como uno de los estratégicos dentro del sistema portuario nacional y europeo. La llegada de gas natural procedente de Estados Unidos que parece haberse decantado por los muelles onubenses para su descarga, hace que el futuro sea prometedor.

La estrategia de diversificación emprendida por la Autoridad Portuaria de Huelva como una de sus apuestas para su impulso a corto plazo, comienza a dar sus resultados, especialmente con el afianzamiento de la línea de Baleària y Fred Olsen con las Islas Canarias. La mercancía general, todavía con volúmenes no demasiado significativos aunque en constante crecimiento, aumenta su tráfico en casi un 17%, lo que le lleva a una previsión anual en la que, por primera vez, se superarán las mil toneladas con una perspectiva al alza.

Un caso parecido ocurre con el avituallamiento, fruto de la estrategia energética llevada a cabo por el Puerto de Huelva, que le han hecho aumentar sus cantidades en más de un 50% en los últimos siete meses en el suministro de gas natural (verdadera apuesta de futuro) como en el de productos petrolíferos. La consolidación del bunkering es uno de los aspectos a consolidar tanto en lo que queda de año como en ejercicios venideros.

Donde la situación no pinta tan bien es en el capítulo de contenedores, que todavía arrastra la pérdida del servicio de la naviera WEC y cierra julio con una pérdida acumulada superior al 8%. No obstante, ese último mes rompió la tendencia y por primera vez se consiguieron superar las cifras del mismo en 2018 con unos más que aceptables 6.180 teus, cifra que no se conseguía en todo el año. Las perspectivas que puede abrir el establecimiento de la línea marítima entre Huelva, Casablanca y Tánger que se anuncia para el mes de octubre por parte de la naviera Maersk, puede suponer dar la vuelta a la tendencia y apuntarse incluso ligeras ganancias al finalizar el año. Esa consolidación llega de la mano de una terminal ferroviaria, tal vez la infraestructura clave emprendida por la Autoridad Portuaria en los últimos años, que ha conseguido aumentar el número de trenes que la utilizan en casi un 18%.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios