Coronavirus Huelva

El obispo de Huelva visita Cáritas para conocer su trabajo durante la crisis

  • José Vilaplana agradece el trabajo de todos los voluntarios y la implicación de toda la sociedadonubense

El obispo de Huelva durante la visita a las instalaciones de Cáritas Diocesana. El obispo de Huelva durante la visita a las instalaciones de Cáritas Diocesana.

El obispo de Huelva durante la visita a las instalaciones de Cáritas Diocesana. / M. G. (Huelva)

El obispo de Huelva, José Vilaplana, ha visitado este miércoles las instalaciones de Cáritas Diocesana de Huelva para conocer cómo están trabajando técnicos y voluntarios en los distintos centros y las distintas áreas de Cáritas como el Centro de Día Puertas Abiertas, casas de acogida, empleo y familia durante la crisis del coronavirus.

De este modo, el obispo ha agradecido a todos los voluntarios de la Diócesis la "gran labor" que están realizando, así como a todos los técnicos de Cáritas, al tiempo que ha resaltado la colaboración que, de forma anónima, están prestando muchas personas y empresas, "ya que se han volcado en ayudar con donativos económicos, materiales sanitarios, alimentos y artículos de primera necesidad".

Asimismo, han destacado que estas colaboraciones hacen posible que la ayuda haya llegado "a muchas familias que lo necesitan en estos momentos de crisis" y ha expresado su agradecimiento al compromiso de los onubenses con los más desfavorecidos de la provincia de Huelva, toda vez que ha remarcado que la atenciones que el colectivo está realizando tanto en Huelva como en las parroquias de la ciudad y los pueblos se han triplicado con respecto a las atenciones que se hacían antes de la crisis del coronavirus.

Por ello, a raíz de la declaración del estado de alarma con motivo del Covid-19 y el consecuente confinamiento de la población, muchas han sido las repercusiones sociales, familiares, económicas y laborales que han afectado a una gran parte de la población de Huelva.

Así, Cáritas indicó que, desde que comenzó la crisis por la pandemia, las atenciones se han incrementado "notablemente", acudiendo a la entidad multitud de personas que llaman en busca de ayuda y de orientación hacia otros recursos.

Para tratar de dar respuestas a las numerosas situaciones a las que se enfrentan, Cáritas Diocesana inició la campaña Cada gesto cuenta para obtener donativos teniendo en cuenta que no sólo el incremento de necesidades es mucho más elevado que en épocas atrás, sino que a ello se une el hecho de que las parroquias, al estar cerradas, no tienen posibilidades de obtener colectas para atender las necesidades que se les plantean por los vecinos de sus barrios o pueblos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios